martes. 31.01.2023
QUÉ TOMAR

Fuensanta. Medio siglo y más

El negocio creado por Pedro de la Fuente y Mila Santamarta pervive en el establecimiento de La Palomera y en el obrador, restaurante y ‘catering’ del polígono de Onzonilla que para Navidad ofrece menús específicos y las creaciones artesanas marca de la casa

Confiterías Fuensanta. Baldomero Lozano, 8 (La Palomera) y segunda fase del polígono de Onzonilla. Tlf: 987 58 36 44

Medio siglo de tradición afianzan su marca como una referencia leonesa ineludible. Quien no haya entrado Fuensanta no ha vivido en León, ni disfrutado de las creación artesanas de un negocio que nació como confitería, pero que ha sabido crecer para posicionarse dentro del sector de la restauración. Los 50 años desde que abrieron Pedro de la Fuente y Mila Santamarta el negocio perviven ahora en la nueva generación, tras el cierre de la tienda de Gran Vía de San Marcos por la jubilación de los promotores de la marca. Con el establecimiento de la calle Baldomero Lozano, en el barrio de La Palomera, y el nuevo obrador central, con comedor para comidas y cocina de catering, en la segunda fase del polígono de Onzonilla, frente a las instalaciones de Inditex, los herederos apuestan por la fidelidad a las recetas que aprendieron desde niños en el horno de su familia.

El auge de Fuensanta tiene su representación en las instalaciones de Onzonilla, donde ya se ha convertido en un punto de encuentro y reunión, como han sido todos los establecimiento de la familia. Con este espíritu, el negocio afianza en estas instalaciones no sólo su servicio de restauración en el local, con más de un centenar de mesas en un entorno desahogado, sino la línea de catering que, con la Navidad a la puerta, ofrece la opción de que contar en casa con la alta calidad de los menús específicos en los que tradición e innovación se conjugarán en el paladar de los clientes.

Las fiestas dan turno además para las creaciones de siempre. Con la garantía de lo artesano, la marca añade a su carta habitual de productos los turrones de almendra, chocolate, yema y al corte, los panetone, los stolen, los almendrados, las figuritas, los piñonados, las pastas, el tronco navideño y el roscón de Reyes desde el 30 de diciembre. Vayan y prueben. Fuensanta no se acaba nunca.

Fuensanta. Medio siglo y más
Comentarios