lunes. 30.01.2023
Vista exterior del Santuario de la Virgen Peregrina.

Las once localidades que dan vida al municipio de Sahagún recogen la esencia especial de una comarca, la de Tierra de Campos, rica en historia, cuna de romanos y visigodos, de la que el mismísimo Alfonso X el Sabio hizo referencia en sus crónicas.

La villa más importante es precisamente la que da nombre al municipio cuyo conjunto histórico artístico sorprende a propios y extraños por su variedad y riqueza. Son de obligada visita el Monasterio de San Benito —del que sólo se conservan su Portada del siglo XVII, conocida como Arco de San Benito, la Capilla de San Mancio (siglo XII) y la Torre del Reloj. Es Sahagún uno de los enclaves más importantes de la arquitectura mudéjar leonesa: La Iglesia de San Tirso (siglo XII), San Lorenzo (siglo XIII), Nuestra Señora la Peregrina (siglo XIII) o la ermita de la Virgen del Puente (siglo XII), son buena prueba de ello.

El antiguo Santuario de la Virgen Peregrina, recientemente restaurado, forma parte del antiguo convento de San Francisco (S.XIII). Su nombre deriva de la famosa talla de la Virgen, patrona de la villa, con atuendo peregrino; hoy custodiada en el museo de las Madres Benedictinas de la localidad.

De sus fiestas y tradiciones destacan la Semana Santa —seguida con gran fervor por los lugareños—; la fiesta de La peregrina o la Feria de San Simón, entre otras.

Sahagún es tierra de legumbres, carnes variadas —liebres, perdices, codornices—, embutidos, cecina y puerros, estos últimos su producto estrella.

z? POR pablo rioja

La Virgen Peregrina que decidió echar raíces
Comentarios