miércoles 14/4/21

Los autónomos podrán elegir su cotización y actualizarla después

Escrivá propone un sistema en función de sus ingresos reales flexible y con 13 tramos
María Jesús Montero durante una rueda de prensa. ZIPI

Todavía sin superar la tercera ola de la pandemia y con más de medio millón de autónomos acogidos al cese de actividad y, por tanto, con serias dificultades económicas, el Ministerio de Seguridad Social presentó ayer a los interlocutores sociales su propuesta, aunque aún vaga y sin concretar, de lo que quiere que sea el nuevo sistema de cotización en base a los ingresos reales.

El nuevo modelo que quiere implantar el ministro José Luis Escrivá será flexible y con 13 tramos de cotización en base a sus rendimientos netos (una vez descontados de su facturación los impuestos y los gastos), aunque aún no se han definido las cuantías de cada tramo. Así, cada autónomo podrá elegir libremente en qué tramo cotizar, pero a final de cada ejercicio fiscal tendrán que hacer una regularización, es decir, actualizar esa cotización para pagar la diferencia en caso de que sus rendimientos superen el tramo o, por el contrario, si han pagado de más, la Seguridad Social les devolverá el exceso, según confirmaron a este periódico fuentes cercanas a la negociación, que, no obstante, precisaron que es solo una primera propuesta que aún tiene mucho recorrido por delante y puede cambiar.

La fecha de implantación del nuevo sistema aún no está definida, aunque la idea que maneja Escrivá es implantarla el año que viene de forma progresiva, aunque algunas de las partes advierten que antes de 2023 será difícil que esté operativo. En la actualidad 1,3 millones de autónomos tienen unos rendimientos netos por debajo del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) y, por tanto, con el nuevo sistema su cuota bajaría. Otro 1,8 millones de afiliados al Reta tiene unos ingresos netos superiores al SMI, es decir, por encima de los 13.300 euros anuales, de los cuales 600.000 están por encima de los 25.000 euros al año.

Según el ministro Escrivá, con el nuevo sistema dos de cada tres autónomos pagarán menos a la Seguridad Social, pese a que el objetivo es recaudar más.

Y mientras tanto, el número de autónomos en apuros económicos se dispara a consecuencia de la tercera ola y son muchos, demasiados, los que tienen su negocio o bien cerrado o afectado por las medidas para frenar el virus, más de dos de cada tres. Esto ha provocado que el número de autónomos que se han acogido a alguna de las prestaciones puestas en marcha por el Gobierno para paliar la situación generada por la covid-19 se haya disparado en febrero y supera por primera vez desde junio el medio millón de personas (en concreto, 511.331), casi 200.000 más que en enero y prácticamente el doble que los que había en la segunda ola. Así, de los 3,25 millones de afiliados que tiene el RETA, prácticamente uno de cada seis recibe una ayuda del Estado, según se extrae de los datos publicados ayer por el Ministerio de Seguridad Social.

Menos trabas

El fuerte incremento de emprendedores con ayudas también se debe a que la nueva prórroga aprobada a final del mes pasado incluyó una mayor flexibilidad y menos trabas para acceder a estas prestaciones. Así por ejemplo, se eliminó el requisito de haber sido beneficiario con anterioridad para recibir la prestación por cese de actividad

Los autónomos podrán elegir su cotización y actualizarla después
Comentarios