lunes. 28.11.2022

La banca ha cerrado alrededor de 4.000 cajeros desde el estallido de la pandemia

El número de terminales se sitúa en 46.530, el nivel más bajo en más de dos décadas

El proceso de reestructuración bancaria en España —con un goteo constante de cierre de sucursales y un mayor uso de las tarjetas en detrimento del efectivo— ha derivado en una caída a plomo en el número de cajeros automáticos disponibles que se ha acelerado con la pandemia. Según las últimas estadísticas del Banco de España, las entidades nacionales contaban a cierre del segundo trimestre con 46.530 dispensadores repartidos por toda la geografía nacional, 3.971 menos que a cierre de 2019, justo antes del estallido de la crisis sanitaria. La cifra es, además, la más baja desde el anterior mínimo marcado en el año 2000, cuando el número de cajeros apenas superaba los 44.800. Y también supone un fuerte descenso de casi el 25% desde el pico máximo que se alcanzó en 2008, cuando los ciudadanos podían acceder a 61.714 cajeros automáticos. Es decir, desde la anterior crisis financiera, han desparecido un total de 15.184 dispensadores de efectivo.

Operaciones

A pesar de este progresivo cierre de terminales, la actividad en los cajeros que quedan disponibles ha repuntado, aunque de forma muy moderada, tras el bajón sufrido en 2020, cuando el número de operaciones se desplomó un 31,25% y el de los importes retirados otro 18,36%. En concreto, las acciones para sacar dinero del cajero aumentaron un 2,75% en el segundo trimestre de 2022 frente al mismo periodo de 2021. Pero el avance es inferior al 7,34% registrado en el primero. En total, entre enero y junio se realizaron 323.723 operaciones de retirada de efectivo, una cifra que, pese a la reciente mejora, queda lejos de las 908.590 previas a la pandemia. En cuanto al importe, el segundo trimestre del año también mostró una moderación, al crecer solo un 6,65% en términos interanuales (con 29.737 millones de euros), frente al incremento del 10,63% experimentado en el primer trimestre.

El hecho de que pagar con tarjeta bancaria sea una operación cada vez más habitual lleva años provocando que el parque de TPV (Terminales de Punto de Venta) siga una tendencia contraria a la de la disminución de los cajeros. En concreto, en España ya hay más de 2,3 millones de TPV, una cifra que supera con creces los 1,9 millones de 2019.

La banca ha cerrado alrededor de 4.000 cajeros desde el estallido de la pandemia
Comentarios