viernes 28.02.2020

El Banco Mundial calcula que la eurozona crecerá solo el 1% en 2020

El mundo va a crecer menos de lo previsto este 2020. La escalada de la tensión comercial entre China y Estados Unidos sigue afectando no solo a las dos potencias, sino al planeta en general, lo que lleva a un aumento de la incertidumbre y una actividad industrial débil. El Banco Mundial asegura en su informe actualizado ayer que la economía mundial crecerá solo un 2,5% en 2020, dos décimas menos de lo previsto en sus proyecciones de junio, aunque una décima más que en 2019. Se espera que el PIB mundial se vaya recuperando paulatinamente los próximos años a medida que las inversiones y el comercio vayan mejorando después de la «debilidad» que mostraron el año pasado. El Banco Mundial sitúa el PIB mundial de 2021 en el 2,6% y en 2022 en el 2,7%, aunque estas cifras también son dos décimas más bajas que las previstas hace seis meses. Quienes más están notando las consecuencias de la guerra comercial son los países de la zona euro, que han visto cómo sus exportaciones se han reducido considerablemente y el sector industrial tiene excedente de stocks por las menores ventas. El organismo calcula que el crecimiento de la eurozona para 2020 sea una décima más bajo que sus estimaciones de junio, quedándose en un modesto 1% debido a un «contexto de actividad industrial débil», asegura el informe. De hecho, estos cálculos son aún peores que los del Fondo Monetario Internacional (FMI), que en sus últimas previsiones advertían de una «moderación del crecimiento en Europa» hasta el 1,3% en 2019 y del 1,8% en el año 2020.

El Banco Mundial calcula que la eurozona crecerá solo el 1% en 2020