viernes. 19.08.2022

El BCE no descarta una «desaceleración» económica si Alemania se queda sin gas

Luis de Guindos avisa de los riesgos pero insiste en subir los tipos de interés este mes ya

Los análisis que manejan las diferentes instituciones financieras, como el Banco Central Europeo (BCE), o las fiscales, como la Autoridad Independiente (AIREF) son pesimistas de cara a los próximos meses, aunque, por ahora, descartan una recesión de la economía. Recesión entendida como más de dos trimestres consecutivos del PIB (Producto Interior Bruto) en negativo. Un escenario que no parece ser el más probable, aunque sí el de la desaceleración.

Es decir, que Europa no crezca, ni de lejos, todo lo que estaba previsto en este año. Esas son las conclusiones que este miércoles expusieron representantes de ambas instituciones, siempre muy vinculado a lo que ocurra en las relaciones entre Rusia y Europa. Y el cordón umbilical que une ambos extremos sigue siendo el gas, el epicentro de la guerra en Ucrania. Si el presidente ruso, Vladimir Putin, corta el grifo, la economía comunitaria se resentirá. Y lo hará, en mayor o menor medida, en función de cómo ejecute el Kremlin esa medida energética tras el verano.

El vicepresidente del BCE indicó ayer que la interrupción deel gas ruso a Alemania podría llevar al país germano a una recesión y esto, a su vez, podría «arrastrar» al conjunto de la eurozona. En cualquier caso, Luis de Guindos ha aclarado que el organismo monetario —se reunirá formalmente el próximo día 21 para anunciar la primera subida de tipos en la zona euro desde 2014— no maneja en su escenario central la entrada de la economía europea en una recesión, aunque sí una «desaceleración económica importante» que, combinada con una elevada inflación, anticipa un escenario «muy complejo» para los próximos meses.

Europa sufrirá una subida de tipos de 25 puntos básicos el 21 de julio y otra en septiembre que, según Guindos, «puede ser superior» a ese cuarto de punto si la situación de la inflación continúa como hasta ahora.

El BCE sostiene que EE UU vivirá una recesión más corta que Europa.

El BCE no descarta una «desaceleración» económica si Alemania se queda sin gas
Comentarios