martes. 31.01.2023

Belarra resucita una renta mínima de hasta 1.400 euros de cara a la campaña electoral

Carga contra Botín, Florentino Pérez y Juan Roig por «nadar en billetes de 500 euros»

El ingreso mínimo vital, la medida estrella que puso en marcha el Gobierno de coalición en plena pandemia para luchar contra la pobreza, se le queda corto a Unidas Podemos. La formación morada da un paso más, calienta motores de cara a la próxima campaña electoral -en la que tendrá que lidiar además con la nueva plataforma de Yolanda Díaz- y, ajena a esta ayuda que ellos mismos impulsaron, resucita su vieja idea de crear una renta mínima garantizada, que consistirá en una prestación de entre 700 y 1.400 euros al mes para los mayores de 18 años que ingresen menos de 2.100 euros en los últimos tres meses.

Así lo anunció este sábado Ione Belarra, líder de Podemos y ministra de Derechos Sociales, en un acto en Madrid. El objetivo -explicó- es superar las fragilidades del ingreso mínimo que, a su entender, se ha convertido en un «laberinto burocrático» y conseguir una prestación ágil que concedería 700 euros para una única persona, mientras que un hogar con dos adultos y dos niños percibirían ese tope de 1.400 euros mensuales.

Esta ayuda no sería solo para quienes carezcan de un empleo, sino que también está concebida como un apoyo a los trabajadores, ya que se diseñaría como un incentivo que se añadiría al salario de empleados con menos ingresos. Por ejemplo, una persona con trabajo parcial y sueldo medio de 600 euros seguiría percibiendo 400 euros de la renta garantizada (para alcanzar la cifra total de 1.000 euros).

La renta mínima creada por José Luis Escrivá se ha estrellado en su objetivo inicial de llegar a los 2,3 millones de personas y, después de múltiples correcciones para hacerla más accesible, apenas la reciben 1,5 millones de ciudadanos. Las cifras que maneja Podemos para esta nueva ayuda son mucho más ambiciosas y aspira a alcanzar a 2,4 millones de hogares (6 millones de personas) para evitar situaciones de pobreza sobrevenida, favoreciendo así la autonomía de jóvenes y mujeres.

La líder de Podemos volvió de nuevo a cargar contra de algunos de sus habituales enemigos: Ana Patricia Botín, presidenta del Banco Santander; Florentino Pérez, presidente de ACS; y Juan Roig, presidente de Mercadona, por «nadar en billetes de 500 euros» y hacerse «más ricos». «No es decente que haya gente como Ana Patricia Botín que nada en billetes de 500 euros cuando hay gente que duermen en la calle; no es decente que Florentino Pérez sea más rico cuando hay mujeres que no se pueden ir de sus casa de su maltratador por no tener independencia económica; no es decente que Juan Roig gane millones cuando hay gente que no puede llenar la nevera.

Belarra resucita una renta mínima de hasta 1.400 euros de cara a la campaña electoral
Comentarios