sábado 31/10/20

La brecha salarial marca mínimos de la última década y cae por debajo del 22%

Las mujeres cobran de media casi 5.800 euros menos al año que los hombres

España avanza, aunque lentamente, en la reducción de la brecha salarial y por primera vez en la última década consigue rebajarla por debajo de la barrera del 22%, un nivel que no se había conseguido desde 2008. Concretamente, se sitúa en el 21,92%, casi medio punto menos que un año atrás y dos puntos por debajo de 2013, año desde el que esta brecha ha ido disminuyendo progresivamente, según un informe publicado ayer por UGT que analiza los datos de la Encuesta Anual de Estructura Salarial del INE, los últimos disponibles del ejercicio 2017.

Así, las más de 7,5 millones de mujeres que trabajaban en España en 2017 (en la actualidad superan ya los nueve millones) cobraron de media casi 5.800 euros menos al año que los hombres, pues ellas ingresaron 20.607,85 euros brutos anuales de media, frente a los 26.391,84 euros que percibieron los hombres. De esta forma, las mujeres dejan de ingresar más de 43.000 millones de euros al año, lo que supone cerca del 4% del PIB anual, algo que tiene su repercusión directa también en las arcas de la Seguridad Social, por las cotizaciones que deja de ingresar, y de Hacienda, por los menores impuestos recaudados, según estimaron desde UGT, que recalcaron que si esa cantidad se multiplicara a lo largo de 35 años de vida laboral, ascendería a 1,5 billones de euros, una cantidad superior al Producto Interior Bruto de España en 2019.

Pero es casi más llamativo que una de cada cinco mujeres trabajadoras reciben la remuneración más baja permitida por ley, que en 2017 se situaba en los 707,70 euros brutos al mes. Este millón y medio de mujeres serán sin duda las grandes beneficiarias de las últimas subidas del Salario Mínimo, que ha escalado este año hasta los 950 euros mensuales. Mientras, tres de cada cinco trabajadoras, prácticamente el 60% de las asalariadas, cobran como máximo 1.415,40 euros brutos mensuales, una proporción que se reduce hasta el 41,58% en el caso de los hombres. Y es que solo 36.809 mujeres acceden a los salarios más altos, casi una tercera parte que hombres, que superan a los 105.000 hombres. Así, por cada tres hombres con salarios superiores a los 89.170,20 euros brutos anuales, apenas hay una mujer.

UGT denunció que el argumento que se utilizaba hace décadas para justificar la brecha salarial, que ellas tenían una menor formación, no tiene ya ninguna veracidad, puesto que en 2017 del total de las personas con empleo un 48% de las mujeres poseían un título universitario, mientras que solo el 37,82% de los hombres tenía una licenciatura o un grado. Es decir, ellas están mejor formadas pero cobran menos.

Las brechas más altas afectan a las actividades administrativas y servicios auxiliares, donde la diferencia entre lo que cobran mujeres y hombres se amplía hasta superar el 32%.

La brecha salarial marca mínimos de la última década y cae por debajo del 22%
Comentarios