miércoles. 17.08.2022

La guerra en Ucrania ha sido una garrafa de gasolina para la llama de la inflación. Desde el estallido del conflicto armado, los precios no han dejado de subir y, si bien buena parte de las miradas se dirigen hacia el mercado de la energía, ya que los cortes de gas o petróleo amenazan con tumbar las economías europeas, los productos agrícolas no se han quedado atrás.

En este contexto, WisdomTree cree que las materias primas agrícolas pueden ofrecer a los inversores una buena cobertura contra la inflación. La firma subraya que mientras que la renta variable ha caído casi un 13,88% «por la inflación elevada y la restricción de las condiciones de liquidez», las materias primas agrícolas acumulan una apreciación del 26,8%.

Y, en su opinión, las alzas aún pueden ser mayores en un escenario marcado por el proteccionismo y el auge del biocombustible. Pese a ello, advierten de su volatilidad.

Buen año para las materias agrícolas