domingo 20/9/20

Seis de cada diez ejecuciones hipotecarias son de los años de la burbuja inmobiliaria

j. m. camarero | madrid


De todas las ejecuciones hipotecarias realizadas en el tercer trimestre de este año, una amplia mayoría (el 62%) proceden de viviendas que fueron adquiridas en los años del ‘boom’ económico e inmobiliario. Esto es, entre los ejercicios de 2005, 2006, 2007 y 2008, una época marcada por el repunte continuo de los precios de pisos y casas así como por unas flexibles condiciones de acceso al crédito de un banco. De aquella vorágine derivan ahora situaciones socialmente problemáticas que pueden llegar al resultado del desahucio forzado por la Policía. Entre julio y septiembre se han contabilizado 1.292 ejecuciones hipotecarias cuyos titulares eran ciudadanos (no empresas), lo que supone un descenso del 23% con respecto al mismo periodo del año anterior, según el INE. Además de ser uno de los registros más bajos de los últimos años, de todas esas viviendas, un 22,1% fueron adquiridas en el 2007, el cénit de la vorágine inmobiliaria que vivió España. Otro 18,2% son de 2008; el 15,8%, del 2006; y el 6%, de 2005. Es en ese periodo en el que se concentra el mayor número de compras de viviendas que ahora resultan con problemas de impago de los créditos y, por tanto, del proceso del lanzamiento realizado por los bancos afectados.


En el caso concreto de las primeras viviendas -aquellas que constiuyen la residencia habitual de las familias, más allá de las casas de playa o montaña-, el número de ejecuciones hipotecarias contabilizadas se ha situado por debajo del millar por primera vez en toda la crisis en un solo trimestre. Se han contabilizado 947 intervenciones, lo que supone un 21,3% menos que en el tercer trimestre de 2018. Si se suman los datos de segundas viviendas, hay 345 ejecuciones, un 27,3% menos.


Caso diferente es el de las ejecuciones hipotecarias que pesan sobre empresas, como propietarios de inmuebles. Entre junio y septiembre ha habido 4.483 intervenciones, lo que supone un incremento del 38% con respecto al mismo trimestre del año pasado. En el tercer trimestre se iniciaron 12.369 ejecuciones hipotecarias, un 24,7% menos que en el trimestre anterior pero un 28,2% más que un año antes.

Seis de cada diez ejecuciones hipotecarias son de los años de la burbuja inmobiliaria