miércoles. 10.08.2022

Caixabank presenta un beneficio neto de 10.297 millones el primer semestre

La entidad financiera considera que el nuevo impuesto es «injusto» y distorsiona

Coincidiendo con la presentación de la proposición de ley para aprobar el nuevo impuesto a la banca, y a las eléctricas, las grandes entidades financieras han presentado sus cuentas semestrales esta misma semana. Y lo han hecho mostrando un beneficio neto de 10.297 millones euros. Más madera para los partidos de la coalición de Gobierno, que insisten en que los bancos tienen que arrimar el hombro para hacer frente a los gastos por la crisis. Mientras los ejecutivos de las corporaciones insisten en anticipar el impacto que tendrá esta medida en sus entidades, y en toda la economía.

Entre esas seis mayores entidades (Santander, BBVA, CaixaBank, Sabadell, Bankinter y Unicaja) han ganado un 8,3% en comparación con el mismo periodo del año anterior. Este descenso interanual se explica por algunos elementos extraordinarios que sí obtuvieron en 2021, como la plusvalía de Bankinter por la salida a Bolsa de Línea Directa o el impacto positivo para CaixaBank de la fusión materializada con Bankia. De ahí precisamente que el nuevo impuesto grave los ingresos, sean los que sean, y no los beneficios netos, mucho más variables y expuestos a diversas operaciones o contextos del mercado. Los dos últimos ejecutivos en presentar los resultados de las entidades en las que se encuentran al frente insistieron en el mensaje que han apuntado otros banqueros esta última semana: su negativa al impuesto por los efectos en sus firmas y el conjunto de la economía. El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Gortázar, lo ha tachado de «injusto, distorsionador y contraproducente» y ha advertido de que prevén un impacto en las cuentas de la entidad de entre 400 y 450 millones de euros en 2023 sobre los ingresos de 2022.

Caixabank presenta un beneficio neto de 10.297 millones el primer semestre
Comentarios