viernes 20/5/22

No es una hipoteca, pero la duda se le parece a la hora de elegir la mejor tarifa de luz para cada hogar, consumo y características de la vivienda. Los datos históricos de la luz reflejan que la tarifa regulada ha sido la más competitiva del mercado... hasta el verano pasado. Desde entonces, no sale tan rentable acogerse a esta modalidad, después del repunte de precios del mercado eléctrico de los últimos meses. La diferencia básica entre un modelo y otro es que en el caso de las tarifas libres se paga un precio estable del kwh, con lo que permiten predicibilidad a la hora de afrontar los recibos mensuales: su importe no cambiará mucho, e incluso puede ser fijo, a un año vista. La ventaja de la regulada es que puede implicar etapas de precios altos, pero también épocas con costes ínfimos, como los que hubo a principios de 2021. Para escoger la mejor opción, se puede escanear el código QR que incorporan todos los recibos, a través del cual la CNMC calcula la mejor tarifa para ese hogar de las disponibles en el mercado.

¿Con cuál me quedo?