domingo 26/9/21

La crisis de los semiconductores hunde la venta de coches en España

El sector del automóvil no levanta cabeza. El impacto de la pandemia en la llegada de material, con un desplome en la cadena de suministro que ha derivado en falta de microchips, ha seguido golpeando a la industria en agosto. Un periodo que, pese a no ser especialmente activo en ventas, ha presentado unas cifras mucho peor de lo esperado.

La venta de turismos y todoterrenos se hundieron un 29% respecto a agosto de 2020, hasta las 47.584 unidades. Según datos de Anfac, estas cifras no se veían en el histórico de matriculaciones desde 2014. Solo agosto de 2013 y de 2011 se apuntaron menos ventas que este agosto 2021.

El acumulado del año registra, comparado con el mismo periodo de 2020, una subida del 12%, hasta las 588.314 unidades. Pero comparado con los ocho primeros meses de 2019, antes de la crisis, las ventas acumuladas caen un 33%. Es más, ningún canal de venta logra superar las cifras de 2020. El más penalizado sigue siendo el de los particulares, que apenas entregó 26.084 unidades con un desplome del 30,7% en agosto. Por su parte, el canal de empresas cae un 27,1% y el de alquiladores, un 24%.

Desde Anfac insisten en que «la caída registrada es muy importante y nos remite a datos solo vistos en la anterior crisis económica». Según explican, la situación se debe a la caída de la producción por la escasez de microchips, que está parando las fábricas de coches de todo el mundo, pero también a la situación derivada de la pandemia, que aún no se ha terminado. «Además, el sector vuelve a percibir incertidumbre en los consumidores al respecto de qué coche comprar, ahora por la posibilidad de mayores restricciones a las tecnologías, iniciativas que, pese a que no son seguras, contribuyen a dañar al mercado en un momento tan delicado como el actual», indican.

La crisis de los semiconductores hunde la venta de coches en España
Comentarios