domingo. 03.07.2022

La pandemia ha acelerado el esfuerzo de la banca española por reducir costes y mejorar su eficiencia, lo que ha llevado a las entidades, inmersas o no en fusiones, a plantear ya casi 19.000 despidos, lo que además aviva el debate público sobre la actuación del sector.

Buena parte de ese ajuste vendrá por CaixaBank, que ha expuesto este martes a los sindicatos su idea de reducir 8.291 empleos, el 18,7 % de su plantilla en España, tras la fusión con Bankia. Aunque el grupo ha mostrado su compromiso de poner en marcha un plan de recolocación que permita encontrar trabajo a todas las personas que salgan del banco, las críticas hacia la entidad, en la que el Estado posee más del 16 %, no han tardado en llegar.

«Responsabilidad»

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, la misma que impulsó la fusión de CaixaBank y Bankia, pidió a los bancos «responsabilidad» para buscar todas las alternativas que minimicen el impacto negativo sobre el empleo de las fusiones, especialmente cuando se producen al tiempo que se pagan sueldos y bonus «inaceptables» a los directivos.

Los despidos planteados por la banca en España rozan los 19.000
Comentarios