domingo 5/12/21

El respiro que la deuda pública ofreció en julio, con un descenso del 0,6% respecto al mes precedente, ha sido solo un espejismo. Los datos de agosto publicados ayer por el Banco de España reflejan que el pasivo del Estado sigue disparado debido en gran parte a las medidas implementadas para paliar los efectos de la pandemia.

En concreto, la deuda del conjunto de las administraciones públicas superó los 1,419 billones de euros, el segundo registro más elevado de la historia tras aumentar en 3.243 millones frente a julio. El dato ha sumado 121.000 millones desde los 1,298 billones que marcaba hace justo un año.

El avance mensual de la deuda de las Administraciones Públicas según la metodología del Protocolo de Déficit Excesivo refleja, además, que el Gobierno va a tener muy complicado cumplir con los objetivos comprometidos con Bruselas en el Plan de Estabilidad. A pesar de que la Comisión mantiene suspendidas sus reglas fiscales, con el objetivo de ayudar a los países a hacer frente a la crisis, el Ejecutivo de Pedro Sánchez se había marcado como objetivo cerrar el año con una deuda del 119,5% del PIB. Una estimación con la que también se han elaborado los Presupuestos del próximo año.

Pero con los datos de agosto sobre la mesa, la ratio se mantiene sobre el 121% del PIB. La Administración central es la que acumula la mayor parte del endeudamiento, con un incremento interanual cercano al 6% hasta los 1,23 billones de euros. Solo en el mes de agosto sumó 8.835 millones. Por su parte, las comunidades autónomas han incrementado su ratio en un 0,6% hasta los 313.145 millones de euros, un 3,5% más que en el mismo periodo de 2020. Algo más comedido ha sido el incremento de las corporaciones locales, de apenas el 0,07% hasta los 22.483 millones.

La deuda pública repunta en agosto hasta los 1,419 billones de euros
Comentarios