martes. 31.01.2023
El principal argumento contra la decisión de Garzón es que no ignoraban el origen ilícito del dinero

El fiscal recurre el auto que redujo a cinco los imputados en el caso BBVA

El fiscal Anticorrupción adscrito al caso BBVA, David Martínez Madero, presentó ayer un recurso de apelación contra el auto del juez Baltasar Ga
Imagen de archivo del ex copresidente del BBVA Emilio Ybarra
El recurso muestra su sorpresa porque el auto dictado el pasado día 10 por Baltasar Garzón acuerde únicamente continuar el procedimiento contra el ex copresidente del BBVA Emilio Ybarra, como principal imputado, los ex directores financieros Luis Bastida y Molinuevo, el ex secretario del consejo de Administración José María Concejo, y el consejero Juan Urrutia. En este sentido, el fiscal afirma que la única diferencia que existe entre Urrutia y los demás consejeros exculpados por el juez es que el primero utilizó el dinero y el resto no. No obstante, luego lo devolvió al mismo tiempo que los otros beneficiados. Es decir, que si él está imputado, deberían estarlo todos los consejeros, porque el delito de apropiación indebida «se consumó en el momento en que se hicieron efectivas las transferencias amparadas por los contratos que firmaron». Un argumento similar utiliza con Bastida y Molinuevo, quienes fueron imputados por el juez por haber participado en la operación en la que se crearon los fondos de pensiones y por disponer de poderes en la cuenta abierta en el extranjero de la que salió el dinero. Sin embargo, el fiscal recuerda que ambos fueron ejecutores de las órdenes dadas por Ybarra sin ánimo de lucro, porque ellos no recibieron los fondos cuestionados. Contrato firmado El fiscal admite que la creación de 22 fondos por un importe total de 19.267.721 de dólares fue decisión exclusiva de Emilio Ybarra, pero insiste en que «esos fondos de inversión -no de pensiones- fueron constituidos con arreglo al contrato firmado por cada uno de los beneficiados». El recurso afirma que «del resto de beneficiados -los exculpados por Garzón- cabe concluir que nunca dudaron de que tales fondos pertenecían al banco y que los hicieron suyos sabiendo que carecían de derecho a ello, lo que ocasionaba el correlativo perjuicio a la sociedad que administraban no en el momento de gastarlos, de haberlo hecho, sino desde el mismo instante en que los situaron al margen de la misma». Según el fiscal, ello se acredita con el alto cargo que todos desempeñaban en el consejo de administración de la entidad y en la posibilidad que tenían de consultar cualquier duda sobre lo recibido con el copresidente Francisco González.

El fiscal recurre el auto que redujo a cinco los imputados en el caso BBVA
Comentarios