lunes 6/12/21

Iberdrola da marcha atrás y para la revisión de contratos con la industria

La ministra advierte de que los precios altos de la luz pueden seguir hasta «marzo o abril»

La vicepresidenta tercera del Gobierno, Teresa Ribera, aseguró ayer que Iberdrola ha paralizado la revisión de los contratos de suministro eléctrico con la industria tras haber enviado cartas a sus clientes de medio y largo plazo.

Ribera, que participó en una jornada sobre ciencia e innovación en Bilbao, precisamente a muy pocos metros de la base de la sede corporativa de Iberdrola, pidió de nuevo a las compañías eléctricas que asuman una parte del impacto «coyuntural» en los precios. Un aumento desmedido que tiene su principal razón en el alza de los precios del gas y también en las tasas de emisión de CO2. Ribera advirtió de que, previsiblemente, los precios de la electricidad se van a mantener por las nubes hasta el mes de marzo o abril. Pese a ello aclaró que es algo sobre lo que no se pueden hacer muchas estimaciones «porque va a depender de factores como las temperaturas que tengamos en el invierno o la posibilidad de tener o no gas en Europa a través de gasoducto de Rusia».

Iberdrola remitió a principios de mes una carta a los clientes industriales con contratos de largo plazo, en la que les indicaba la necesidad de renegociar las condiciones. Buena parte de estos contratos se concertaron con precios de 60 euros por megavatio o incluso inferiores, que ahora se han convertido en ruinosos. El decreto convalidado la pasada semana por el Congreso impone penalizaciones de entre 80 y 90 euros por megavatio para la generación renovable. La vicepresidenta resaltó que «ha sido sólo una empresa la que había puesto en marcha este mecanismo —en una referencia directa a los anuncios de revisión de los contratos de Iberdrola— y de momento lo han paralizado». Fuentes de la compañía eléctrica confirmaron que se ha producido ese frenazo, aunque lo enmarcaron también como una medida provisional, «a la espera de que se conozcan los cambios que va a introducir el Gobierno sobre las condiciones que se han establecido en el último decreto».

Esa revisión de contratos es sólo uno de los problemas que tienen los grandes consumidores de energía. En los últimos días, firmas como Fertiberia, Sidenor y ArcelorMittal han anunciado paradas en su producción durante las próximas semanas, ante la inusitada subida de sus costes de la mano de la factura eléctrica. La vicepresidenta recordó que son muy pocas las empresas que cuenta con contratos de suministro de largo plazo que pueden ofrecer una cierta estabilidad en sus costes. Una pescadilla que se muerde la cola, porque las industrias electrointensivas también apuntan que resulta difícil conseguir que las compañías eléctricas acepten este tipo de compromisos. Ribera animó a las empresas consumidoras a incrementar esos contratos, aunque también pidió a las compañías eléctricas que hagan un esfuerzo para que se puedan concertar y a precios razonables. En la misma línea insistió en que las eléctricas absorban una parte del impacto que va a tener este aumento coyuntural de los precios de la electricidad, de la misma forma que el Estado ha renunciado a buena parte de los impuestos vinculados a la factura de la luz.

Iberdrola da marcha atrás y para la revisión de contratos con la industria
Comentarios