lunes 25/1/21

Iberdrola lanza un megaplan para la transición energética de 75.000 M€

La compañía creará 20.000 nuevos empleos en todo el mundo, diez mil de ellos ya en un año
Ignacio Galán durante un encuentro virtual la pasada semana. IBERDROLA
Ignacio Galán durante un encuentro virtual la pasada semana. IBERDROLA

Iberdrola ha anunciado la puesta en marcha de un plan de inversión por 75.000 millones de euros para los próximos cinco años, aprovechando los cambios energéticos que afrontan las principales economías, cada vez más vinculadas al desarrollo e implantación de las renovables. Representará una inversión media de 10.000 millones de euros al año, entre 2020 y 2022, y de 13.000 millones anuales en el período que va de 2023 a 2025.

El 90% de esa cuantía (68.000 millones) irá dirigido a consolidar su modelo de negocio, basado en más energías verdes, redes, almacenamiento y soluciones inteligentes para sus clientes. El resto (7.000 millones) corresponden a la adquisición reciente de la firma americana PNM Resources1.

Las acciones de Iberdrola subieron ayer un 3%. El plan de su presidente, Igancio Galán, irá destinado principalmente a renovables —más de la mitad de las inversiones orgánicas— y a redes.A España irán destinados 14.300 millones: son un 21% del del grupo y suponen un incremento del 60% frente al plan anterior.

El grupo prevé cerca de 20.000 nuevas contrataciones en todo el mundo gracias a estos planes. En 2022, serán más de 10.000 puestos e impulsará la generación de 30.000 perfiles más.

Tal y como ha ocurrido en los últimos ejercicios, con este motor de inversiones el grupo prevé obtener un beneficio de explotación (Ebitda) de 15.000 millones a 2025, unos 5.000 millones más que el obtenido en 2019. El beneficio neto se elevaría a 5.000 millones, tras crecer anualmente durante entre un 6% y un 7%. El año pasado, la corporación ganó 3.406 millones; y hasta septiembre ha cosechado un resultado neto de 2.681 millones a pesar del contexto actual.

Además, la retribución al accionista aumentará en línea con los resultados y se establece un suelo creciente de entre 0,40 y 0,44 euros por acción en 2025. El grupo continuará ejecutando su programa ‘Iberdrola Retribución Flexible’ con sus planes de recompra, que evitan la dilución de los accionistas. La política de dividendos se mantiene y sitúa el ‘pay out’ entre el 65% y el 75%.

Iberdrola espera que su programa de inversiones contribuya a la dinamización del tejido industrial allí donde opera. Así lo explicó este jueves el presidente de Iberdrola, Ignacio Galán, en la presentación de este plan: «Nuestro modelo de negocio, tras 20 años anticipando la transición energética, nos sitúa como un agente tractor clave en la transformación del tejido industrial, impulsando un modelo de crecimiento sostenible capaz de hacer frente a los retos actuales».

Iberdrola lanza un megaplan para la transición energética de 75.000 M€