jueves 27.02.2020

Las operadoras diversifican su negocio

Las operadoras han emprendido un proceso de diversificación, que les está llevando a ser proveedores de servicios no siempre ligados con su actividad principal. De esta forma, dan un valor adicional a las posibilidades de su cartera de clientes.

Es el caso de Orange, compañía que ha acelerado más la presencia en diversos sectores. España ha sido el segundo mercado donde ha puesto en marcha su actividad financiera a través de Orange Bank. De momento, es un negocio limitado a los clientes de la empresa y centrado en los depósitos. De cara al futuro, planteará otro tipo de productos como las hipotecas y también los seguros. En este caso, en un primer momento, de la mano de Santalucía.

E irá un paso más allá, porque la filial de de la multinacional francesa también está barajando adentrarse en el negocio de la distribución de luz en España, algo que ya hace en países como Polonia.

Las operadoras diversifican su negocio