miércoles 24/2/21

Lío hostelero

El Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV), en una decisión de consecuencias imprevisibles en todo el territorio nacional, abrió la puerta a que la hostelería española pueda seguir funcionando en plena pandemia y a pesar de que los establecimientos se ubiquen en zonas particularmente azotadas por el virus. La justicia, por primera vez desde que se declarara la crisis sanitaria, da la razón a los hosteleros y revoca la orden de cerrar los establecimientos sin más porque asegura que no hay evidencias de que la actividad en bares y restaurantes sea la causa principal de la transmisión del virus, al menos en el momento actual. El fallo —coinciden diverso expertos— evidentemente no crea jurisprudencia. Es más, ni siquiera es una sentencia. Se trata de una simple resolución admitiendo el recurso de los hosteleros y es recurrible en el plazo de cinco días ante el Contencioso-Administrativo. Pero en lo que también coinciden juristas y magistrados es que ese fallo del TSJPV abre la espita a que las patronales de hostelería de las autonomías en las que hay órdenes de cierres de locales para reducir la transmisión puedan recurrir para conseguir, como han logrado los bares y restaurantes del País Vasco, unas medidas cautelares que les permitan de inmediato levantar la persiana, como hará a partir de hoy, miércoles, los hosteleros vascos, aunque siempre con las limitaciones existentes desde el inicio de la pandemia.

Lío hostelero
Comentarios