jueves. 07.07.2022

La llegada esta semana de 20.000 toneladas de carbón a las instalaciones de Endesa cercanas al Puerto de Ferrol ha despertado la reacción de la Xunta de Galicia cuyo vicepresidente económico, Francisco Conde, criticó ayer en declaraciones a Radio Galega que el Gobierno autonómico no ha recibido «ninguna explicación», ni por parte del Estado ni por parte de la empresa sobre la reactivación de la central térmica de As Pontes. Conde espera que este vuelco en las previsiones para una central que ya tiene la autorización de cierre desde el pasado septiembre, derive en la realización de «un análisis» por parte de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia que constante que esta planta es «necesaria» para garantizar el suministro eléctrico. El mismo organismo ya advirtió el año pasado de que era necesario que la térmica de Endesa en Carboneras, en Almería, mantuviese alguno de sus grupos activos para garantizar el suministro de la red eléctrica en esa zona.

La Xunta se mueve por As Pontes
Comentarios