miércoles 18/5/22

La Junta Electoral Central ratificó ayer el acuerdo de la Junta Electoral de Castilla y León por el que establecía que la normativa que regula los dos debates que por ley se deben celebrar es muy clara y quedan limitados a los candidatos de las formaciones con grupo parlamentario propio en la legislatura pasada, es decir, Alfonso Fernández Mañueco (PP), Luis Tudanca (PSOE) y Francisco Igea (Cs).

De este modo, al igual que hizo la Junta Electoral de Castilla y León, la Central desestima la petición de Vox de participar en estos debates que en principio se celebrarán el 31 de enero y el 9 de febrero.

La Junta Electoral Central recuerda que el pluralismo político establecido en el artículo 66 de la Loreg no se ve vulnerado por la ausencia en el debate de una formación que no tiene grupo parlamentario, en la medida en que la posibilidad de haber podido constituir grupo parlamentario en las Cortes es un criterio objetivo e imparcial para incluir a una determinada formación en un debate autonómico. La proporcionalidad, está por otro lados uficientemente garantizada mediante la previsión de que los candidatos de las formaciones sin grupo parlamentario propio puedan ser objeto de «información compensatoria suficiente».

El acuerdo de la Junta Electoral es firme en vía administrativa y contra él cabe la interposición de recurso contencioso-administrativo ante la Sala Tercera del Tribunal Supremo en el plazo de dos meses desde su notificación.

Por otra parte, el vocal de la Junta Electoral Central José Miguel Serrano Ruiz-Calderón emitió un voto particular en el que sostiene que la normativa que regula los debates «es un claro ejemplo de cómo el legislador con una norma excesivamente minuciosa puede lograr efectos opuestos a los pretendidos».

Los líderes de PP, PSOE y Cs únicos protagonistas de los debates electorales
Comentarios