miércoles 25/5/22

La lava avanza a 700 metros por hora y con una temperatura de más de mil grados. Para controlar los problemas, 400 efectivos de la Unidad Militar de Emergencias del Ejército de Tierra y de la Guardia Civil se han integrado en el dispositivo especial que dirigen las autoridades canarias. El refuerzo humano y material para «controlar» la evolución del volcán y el avance de la lava llegó por vía marítima y aérea. Además de reforzar el perímetro de seguridad de dos kilómetros respecto a la zona cero, actuar ante cualquier incendio y desalojar las fincas que se verán afectadas por el magma en su camino hacia el mar.

La base operativa de la UME se ubica en las instalaciones de la Unidad de Apoyo a la Proyección El Fuerte, situada en Santa Cruz y perteneciente al Ejército del Tierra. Su cometido desde 2014 es permanecer dispuesta y preparada para proporcionar el apoyo necesario ante cualquier tipo de emergencia que surja en la isla, como ya ocurriera con el último gran incendio forestal. El Ministerio de Interior aporta más de 200 guardias de seguridad ciudadana, Tráfico, Servicio Marítimo, Cinológico, Policía Judicial, rescate e intervención de montaña y vuelo de helicópteros.

Avanza a casi 700 metros por hora con una temperatura de más de mil grados
Comentarios