domingo. 27.11.2022

«Son días para apuntar, para tener en la cabeza y no olvidar». El expresidente del Gobierno José María Aznar se mostró ayer contundente con la postura de la Conferencia Episcopal y de la CEOE, que a lo largo de esta semana se mostraron comprensivos con la decisión del Ejecutivo de indultar a los presos del ‘procès’ e incluso, como es el caso de las diócesis catalanas, se postularon a favor de la medida. En un acto en la Universidad Francisco de Vitoria, que compartía con la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, también acusó a Pedro Sánchez de «laminar el crédito en Europa» del Tribunal Supremo con su decisión, el órgano que condenó a los organizadores del referéndum del 1-O.

El expresidente calificó aquél hecho como «golpe de Estado», antes de opinar que los políticos independentistas también debieron ser condenados por rebelión, «y no solo sedición». Sus palabras van en consonancia con la postura que ha adoptado el presidente del Partido Popular, Pablo Casado, quien reunió a su gabinete para plantear la estrategia legal contra los indultos. Aznar yAyuso acusaron a Sánchez de abrir «el avispero» de la desmembración territorial.

Ayuso y Aznar acusan de abrir el avispero que rompe el país
Comentarios