sábado 28/5/22
undefined
La Ertzaintza es la encargada de la investigación. JAVIER ETXEZARRETA

Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado buscan a un asesino en serie que podría haber acabado con la vida de ocho hombres, a los que habría conocido por medio de una red de contactos entre homosexuales. Fuentes de la investigación han informadode que el supuesto autor de los crímenes, sobre el que cuenta con datos claros de identificación, es oriundo de un país sudamericano y tiene unos 24 años. Tienen sospechas de que puede haber huído del País Vasco y encontrarse en estos momentos en otra ubicación para intentar zafarse del amplio dispositivo policial. 

Por el momento hay cuatro casos judicializados en Bilbao por fallecimientos ocurridos entre septiembre y octubre de 2021, pero los investigadores sospechan que el mismo individuo podría estar relacionado con otros cuatro crímenes anteriores, que en su día fueron considerados muertes naturales. El juzgado de Bilbao que lleva el caso bajo secreto de sumario ha decretado una orden de detención, y las investigaciones se desarrollan también en la Comunidad Valenciana y en Madrid.

Los fallecidos utilizaban una red de contactos, en la que pudo captarles el supuesto homicida, que quedaba con las víctimas en sus domicilios y allí, mediante la administración de alguna sustancia estupefaciente, lograba sacarles las claves de sus tarjetas y otros datos bancarios. Después extraía dinero de sus cuentas en cajeros automáticos y realizaba transferencias a su nombre.
El detonante para la apertura de la investigación fue el posible homicidio de un vecino de Bilbao de 43 años el 18 de octubre de 2021, al que después saquearon las cuentas bancarias. El sospechoso de estos crímenes fue denunciado por un hombre, vecino de Bilbao, que logró sobrevivir a su ataque.

Extraía dinero de sus cuentas en cajeros automáticos y realizaba transferencias a su nombre

Al huir del lugar tras este último ataque, en un domicilio del Casco Viejo de Bilbao, el presunto autor de los crímenes se dejó una mochila con objetos personales y un envase con una sustancia estupefaciente, lo que facilitó su identificación. La investigación de estos supuestos cuatro homicidios la ha llevado a cabo la Ertzaintza y hace ya varias semanas la autoridad judicial emitió una orden de detención del presunto autor de los hechos, de nacionalidad colombiana.

Las investigaciones se desarrollan también en la Comunidad Valenciana y en la de Madrid, donde no se descarta que el sospechoso haya participado en otros hechos delictivos.

Distintos colectivos LGTBI han reclamado  la puesta en marcha de "respuestas colectivas" de cuidados y recomendaciones de protección para las citas por medio de aplicaciones telemáticas, ante el presunto asesinato de varios hombres en Bilbao que investiga la Ertzaintza. 

La Ertaintza ha pedido la colaboración de otras fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado por si el presunto asesino pudiera haber actuado en otros lugares de España

La Plataforma Trans Estatal, el Observatorio Contra la Homofobia de Cataluña y el Observatorio contra la LGTBI+fobia de Vitoria (Ikusgune) han difundido un comunicado en el que exigen a las autoridades policiales una rigurosa investigación de los hechos y políticas públicos efectivas "por la prevención, detección e intervención de la LGTBI-fobia". Estas organizaciones se refieren a la investigación de la Ertzaintza para detener a un individuo que podría haber matado en Bilbao entre septiembre y octubre de 2021 a cuatro hombres con los que se habría citado por medio de una red de contactos, y a quienes posteriormente habría saqueado sus cuentas bancarias.

undefined
Nelson David M.B., sospechoso de los asesinatos

El presunto asesino está identificado y en paradero desconocido, por lo que el juzgado de Bilbao que lleva el caso ha cursado una orden de detención, y la Ertaintza ha pedido la colaboración de otras fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado por si el presunto asesino pudiera haber actuado en otros lugares de España, como la Comunidad Valenciana o Madrid. Los colectivos LGTBI expresan su "preocupación, indignación y estupefacción" ante estos hechos y hacen hincapié, "por encima de todo", en que la libertad de expresar la sexualidad "debe ser plena, sin riesgo de sufrir cualquier tipo de discriminación y/o agresión".

"No podemos revictimizar a personas que han perdido la vida, y menos culparlas de lo sucedido. Los espacios deben ser amables y seguros por la expresión de nuestros deseos y no estigmatizantes hacia el colectivo LGTBI+", han reivindicado. También reclaman que no se publiquen en los medios de comunicación episodios "con cariz morboso de la vida de las víctimas, ni imágenes que las pueda identificar".

Por otra arte, la Asociación Ortzadar LGTB de Bilbao ha expresado su respeto a la investigación policial y ha hecho un llamamiento a la responsabilidad de los medios de comunicación y de los ciudadanos para "no aumentar la alarma social incidiendo en la orientación sexual de las víctimas, evitando alimentar la estigmatización de la comunidad LGTBI". 

Buscan al asesino en serie de Bilbao fuera del País Vasco