domingo 28/2/21

El CIS apuntala el efecto Illa y sitúa al PSC como primera fuerza

El CIS preelectoral de Cataluña apuntala las tesis de los socialistas sobre la candidatura de Salvador Illa a la presidencia de la Generalitat. El último estudio del instituto público que dirige el socialista José Félix Tezanos, publicado ayer, sitúa al PSC como primera fuerza política en porcentaje de voto y en seria competencia con ERC, que hasta ahora lideraba todos los sondeos, en número de escaños. Si a los primeros les coloca en una horquilla entre los 30 y los 35 diputados, a los segundos les concede entre 31 y 33. A Junts per Catalunya le otorga, a distancia, la tercera plaza con entre 20 y 27.

En la Moncloa siempre se ha alentado la idea de que la decisión de la Generalitat de aplazar al 30 de mayo los comicios previstos para el 14 de febrero tenían más que ver con el efecto propulsor que había tenido sobre el PSC el anuncio de la candidatura del ministro de Sanidad que con razones sanitarias derivadas de la pandemia de coronavirus. Y la encuesta, realizada entre el 2 y el 15 de enero a algo más de 4.100 personas, es decir, justo después de que el 30 de diciembre se anunciara la renuncia de Miquel Iceta a favor de Illa, avalaría que ese tirón existe.

No es sólo que, a diferencia de noviembre, el PSC aparezca ahora a la cabeza en intención de voto —un lugar que los socialistas catalanes, relegados en 2018 al cuarto puesto, no han conseguido ocupar desde la época de Paqual Maragall— es que su aspirante sería el preferido de una mayoría (el 22%) para ocupar la presidencia de la Generalitat, gracias la valoración de los votantes socialistas, pero también de buena parte de quienes en la anterior cita electoral se inclinaron por Ciudadanos o por En Comú Podem ( un 26,8%, en el primer caso y un 33,2% en el segundo).

Sorpaso de Vox: 10 escaños

El CIS preelectoral trae consigo otros datos remarcables. Ratifica el descalabro de Ciudadanos que, de la primera posición en 2017, pasaría a la cuarta con entre 13 y 15 escaños. Vox estaría, además, en condiciones de sobrepasar al Partido Popular en Cataluña que, aunque remontaría respecto a los cuatro escaños de los comicios convocados por Mariano Rajoy bajo el artículo 155 de la Constitución, se quedaría en siete.

El partido de Santiago Abascal se movería, mientras, entre 6 y 10 escaños.

La encuesta del CIS no prevé, por otro lado, que las fuerzas independentistas se acerquen al 50% de voto. La suma de ERC, JxCAT y la CUP (a la que se asignan entre ocho y once escaños) rozaría apenas el 40%. Aun así, en el escenario más favorable para ellas superarían juntas los 68 escaños que conforman la mayoría absoluta del Parlamento autonómico y les permitiría por tanto formar gobierno en la próxima legislatura en Cataluña. | PAULA DE LAS HERAS

El CIS apuntala el efecto Illa y sitúa al PSC como primera fuerza