miércoles 14/4/21

El CIS reduce a cinco puntos la ventaja del PP sobre Vox en intención de voto

Los socialistas amplían a 12 puntos la diferencia sobre los populares en estimación de respaldos

El barómetro del CIS de febrero señala que los resultados del PP y Vox en Cataluña no son un caso aislado. El sondeo para toda España confirma la línea ascendente de la extrema derecha y la declinante de los populares porque el partido de Pablo Casado aventaja en apenas cinco puntos al de Santiago Abascal.

Las fechas del estudio, del 3 al 11 de febrero, darían la razón, además, a la tesis de Casado de que la entrada en escena de Luis Bárcenas con sus acusaciones al PP fueron un elemento determinante para su descalabro. El escrito del extesorero a la Fiscalía se conoció el 3 de febrero, el mismo día que comenzó el trabajo de campo del CIS.

Vox cuenta ahora con una intención de voto del 13,6% por un 18,8 del PP, el margen más estrecho en los sondeos del centro demoscópico. Un acercamiento que es fruto del crecimiento de seis décimas respecto a enero de los ultraderechistas y la caída de 1,7 puntos de los populares.

El que no sufre estos movimientos es el PSOE, que por segundo mes consecutivo tiene una intención de voto del 30,7%, casi dos puntos y medio más que en las últimas generales y que amplía su ventaja sobre el PP a doce puntos.

Unidas Podemos experimenta una ligera recuperación después de unos meses a la baja y llega al 11,2% medio punto más que en enero. De acuerdo a este estudio, los dos socios del Gobierno no son penalizados por sus pugnas internas. Ciudadanos, por su parte, tampoco varía sus expectativas electorales y se queda por segundo mes en un 9,3%.

El bloque opositor y el gubernamental están, según el CIS, en un empate técnico y entre socialistas y morados tienen una intención de voto de 41,9% por un 41,7 de populares, liberales y utraderechistas.

Por otro lado, la crisis económica derivada de la pandemia es la primera preocupación nacional y este mes ha desplazado al coronavirus a la segunda plaza de la lista de preocupaciones que mensualmente se elabora a partir del barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), un estudio que refleja que quienes ven «mal» o «muy mal» la coyuntura económica rozan ya el 90%. En concreto, la crisis económica es mencionada como un problema en el 45% de los cuestionarios. Aunque baja medio punto con respecto a enero, cuando marcó su récord desde el inicio de la pandemia, ahora retoma el primer puesto de la lista que ya había ocupado en los meses de junio y diciembre.

El CIS reduce a cinco puntos la ventaja del PP sobre Vox en intención de voto