lunes. 27.06.2022

La decisión del TS sobre el indulto por el ‘procés’, nuevo escollo en la mesa de diálogo

El giro del Alto Tribunal se produce tras un cambio de composición de la sección encargada de analizar el asunto
                      Pere Aragonés, ayer, pasa a través de uno de los salones de la Generalidad. QUIQUE GARCÍA
Pere Aragonés, ayer, pasa a través de uno de los salones de la Generalidad. QUIQUE GARCÍA

El Tribunal Supremo (TS) ha corregido este martes su decisión inicial de rechazar los recursos presentados contra los indultos del ‘procés’, porque consideró que los recurrentes —entre ellos PP, Vox y Ciudadanos— no estaban facultados para emprender esta acción judicial por carecer de un interés legítimo, y ha decidido admitirlos ahora a trámite, lo que implica que los estudiará para pronunciarse sobre el fondo del asunto.

La Sección Quinta de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TS ha acordado por una mayoría de tres votos frente a dos estimar los recursos de reposición interpuestos contra los autos por los que la misma sección inadmitió los recursos contencioso-administrativos presentados contra los Reales Decretos por los que fueron indultados nueve de los condenados en la causa del ‘procés’.

La Sala Tercera ha estimado todos los recursos excepto el interpuesto por la entidad Pro Patrimonium Sijena y Jerusalén, que se rechaza por unanimidad, según ha informado el alto tribunal.

Con todo, el TS ordena la continuación de los procedimientos y pospone al trámite de sentencia el pronunciamiento sobre la falta de legitimación de los recurrentes planteada por la Abogacía del Estado en todos los recursos.

De esta forma, la Sección Quinta enmienda la decisión que adoptó el pasado mes de enero cuando, por tres votos contra dos, rechazó los siete recursos presentados contra los indultos concedidos a los líderes independentistas que fueron condenados por la Sala de lo Penal del TS por el referéndum ilegal del 1-O, al apreciar falta de legitimación en todos ellos.

Entonces, los magistrados señalaron respecto a los partidos políticos que es «abrumadora» la jurisprudencia que declara que «no concurre con carácter general» su legitimación activa, salvo en aquellas actuaciones «que afecten a la esfera de sus derechos e intereses legítimos», entendiendo que este no era el caso.

Pese a esta negativa, los recurrentes insistieron impugnando también en reposición, unos recursos que son los que ahora ha contestado la Sección Quinta pero con un resultado distinto.

CAMBIOS EN LA SECCION QUINTA

Se da la circunstancia de que los cinco magistrados que componen esa sección de la Sala Tercera han cambiado en este tiempo. Dos de los tres jueces que votaron para rechazar los recursos —Segundo Ménendez y Angeles Huet— han pasado a otras secciones, mientras que los dos que abogaron por admitirlos, Fernando Román y Wenceslao Olea, se han mantenido.

Mesa de diálogo

Pese a que en estos momentos la mesa de diálogo está congelada por caso Pegasus, Aragonès ha recalcado que su voluntad sigue siendo la negociación con el Gobierno pero que en estos momentos quien debe demostrar su compromiso con la resolución del conflicto es el Ejecutivo de Sánchez para «restaurar la credibilidad y la confianza necesarias». Por eso, ha reclamado al Gobierno que «se mueva y demuestre que realmente quiere resolver el conflicto en Cataluña, que actúe como una democracia avanzada» y dé explicaciones y transparencia sobre el espionaje.

«Es imprescindible que se restablezca la confianza mínima que exige cualquier proceso de negociación. Es imprescindible que se constate que el Gobierno del Estado explique si quiere avanzar y resolver el conflicto político con Cataluña», ha subrayado.

Ha avisado de que estará atento a las explicaciones que dé el presidente del Gobierno el jueves en su comparecencia por este asunto en el Congreso, ya que considera que hasta ahora las explicaciones y las medidas que ha tomado han sido «insuficientes».

Preguntado por si ha habido más contactos para celebrar la reunión entre ambos presidentes tal y como se emplazaron en la Reunió Cercle d’Economia, Aragonès ha contestado que los contactos continúan pero que un encuentro no es «suficiente», sino que lo que hace falta es que haya transparencia sobre el espionaje, que el Gobierno asuma responsabilidades y garantice que no volverá a ocurrir: «Cometería un error quien se pensara que por el hecho de que pudiera haber una reunión esto ya daría por resuelta esta cuestión», ha advertido.

La decisión del TS sobre el indulto por el ‘procés’, nuevo escollo en la mesa de diálogo
Comentarios