domingo 22/5/22
La ministra de Exteriores, Arancha González Laya. FERNANDO ALVARADO

La ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, ha asegurado ayer que la decisión última de cómo se aplica en Gibraltar el espacio Schengen (que elimina fronteras entre 26 países europeos) corresponde a España, y ha eludido dar más detalles porque los ofrecerá en una comparecencia en el Congreso de los Diputados.

En una entrevista en Canal Sur Radio, la ministra ha dejado claro que todas las decisiones relativas a la aplicación de Schengen en el territorio gibraltareño corresponden a España, que estará asistida y ayudada por la Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas (Frontex), y ha confiado en poder contar con el apoyo de todas las fuerzas democráticas a dicho principio de acuerdo porque es una «cuestión de Estado y no de un partido político».

Laya ha explicado que el principio de acuerdo establecido entre España y Reino Unido sobre Gibraltar el pasado 31 de diciembre tiene que traducirse en un tratado entre la UE y el Reino Unido que se debe alcanzar en un período máximo de seis meses, aunque ha precisado que puede ser antes y ha confiado en que no sea después de ese plazo.

González Laya ha indicado que la verja desaparecerá cuando se firme ese tratado y se aplicará Schengen, lo que «facilita la movilidad de los ciudadanos del Campo de Gibraltar, algo que es de interés para ambos porque se necesitan mutuamente».

La ministra ha asegurado que España no renuncia a la soberanía de Gibraltar ni a impulsar relaciones desde una «mayor convergencia de intereses que ha traído el Brexit» y ha confirmado que España y Reino Unido están negociando materias de seguridad y defensa tras la salida de Reino Unido de la UE porque ya es un «país tercero y tenemos relaciones estrechas en esas materias».

Asimismo, ha indicado que la lucha contra el narcotráfico y el blanqueo de capitales está incluido en memorando de entendimiento entre España y Reino Unido mediante la cooperación de policía y aduanas.

La Comisión Europea examina ya el acuerdo entre España y Reino Unido alcanzado el pasado 31 de diciembre sobre Gibraltar, paso previo a abrir negociaciones para fijar la relación futura del Peñón con el bloque europeo.

En rueda de prensa, un portavoz comunitario ha señalado que Bruselas se encuentra «examinando» el acuerdo entre España y Reino Unido. «No tenemos todavía un calendario, pero estamos trabajando para contar con un mandato del Consejo cuanto antes con el que iniciar las negociaciones formales», ha señalado.

España se arroga el poder de decidir la aplicación de Schengen en Gibraltar