viernes. 12.08.2022

Feijóo critica la técnica socialista de no bajar los impuestos al que menos tiene

El líder del PP vaticina un final del ‘sanchismo’ agitado por tratar de parar el cambio

El líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, pronostica que el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, elevará «el tono» y dedicará la recta final de legislatura a «usar todos los resortes del Estado» para «frenar el cambio» del Partido Popular. Sin embargo, ha sentenciado que es «imposible» que pueda recuperar «la iniciativa perdida» dado que España «no le escucha» porque «ya no le cree».

«No nos lo van a poner fácil. Van a elevar el tono, van a recurrir al insulto como estamos comprobando. Van a usar todos los resortes del Estado que tengan a su alcance para frenar el cambio y, por supuesto van a recuperar todos los grandes éxitos que tienen en su repertorio», ha enfatizado Feijóo.

Así se ha pronunciado en su intervención ante el Comité Ejecutivo Nacional del PP, el último antes de las vacaciones estivales que ha dedicado a hacer balance del curso político ante los suyos y que se produce pocos días después de conocer los cambios que ha acometido Sánchez en la Ejecutiva socialista y su Grupo Parlamentario.

«Feijóo ha dedicado parte de su discurso a poner de relieve las contradicciones del Ejecutivo de PSOE y Unidas Podemos. Así, ha señalado que «se dicen implacables» contra los ricos pero «se niegan a bajarle los impuestos a los que menos tienen»; se dicen «los más feministas» pero «utilizan sin pudor un embarazo de riesgo para disimular lo que es un cese como un piano»; se dicen «los más ecológicos pero en estos años se han sacado todos la tarjeta oro del Falcon».

«Dicen que no dejan a nadie atrás pero han dejado atrás a Luena, Carmen Calvo, Abalos, Iván Redondo, Adriana Lastra, cuatro portavoces parlamentarios, tres jefes de gabinete y 39 ministros y ministras en tres años», ha proclamado cosechando un aplauso de los suyos.

De hecho, Feijóo ha criticado el «surtido de cargos y el surtido ideológico» del Gobierno en tan pocos años.

Feijóo critica la técnica socialista de no bajar los impuestos al que menos tiene