miércoles 25/5/22
                      Ayuso junto a Feijóo ayer, en un acto organizado por El Debate en Madrid. JAVIER LIZÓN
Ayuso junto a Feijóo ayer, en un acto organizado por El Debate en Madrid. JAVIER LIZÓN

En medio de la crisis política por el escándalo del espionaje que amenaza con dinamitar la legislatura, Alberto Núñez Feijóo invitó ayer a Pedro Sánchez a apretar el botón electoral. El líder del PP cree que con este «caos», en el que una parte del Ejecutivo «quiere investigar a la otra mitad» y en la que los aliados del Gobierno amenazan con poner las cosas aún más difíciles, el anticipo electoral sería «lo lógico».

«Hay presidentes que han convocado elecciones cuando le fallaban sus aliados y socios parlamentarios. En este caso, sus aliados no solamente fallan, sino que quieren investigar al Gobierno», aseveró en un foro celebrado en Madrid.

Feijóo arremetió contra Sánchez por cómo está gestionando la tensión con Esquerra a cuenta del llamado caso Pegasus. Acusó al socialista de «apropiarse del Estado» para usarlo como «moneda de cambio» para «tranquilizar» a los republicanos, así como de haber permitido su entrada y la de EH Bildu, Junts y la CUP en la comisión de secretos oficiales a través de una modificación «aberrante» del reglamento del Congreso. «Parece querer velar más por sus socios —dijo el líder nacional del PP— que por la propia seguridad nacional».

«Desvestir» al Estado

El todavía presidente de la Xunta en funciones puso en valor que haya sido el PP el que salvase al Gobierno ayer evitando que saliese adelante en el Congreso una comisión de investigación sobre el espionaje que lo único que pretendía es «desvestir y desnudar al Estado». Aún así, cree que Pedro Sánchez no puede esconder la cabeza y debe dar explicaciones.

«¿Cómo es posible dar una rueda de prensa para acreditar la debilidad del Estado?», se preguntó Feijóo sobre la comparecencia el lunes de los ministros Félix Bolaños e Isabel Rodríguez para informar sobre la infección por Pegasus de los móviles del presidente y de la titular de Defensa. «La política —remarcó— no es espectáculo».

El líder de los populares alienta el adelanto electoral en un momento en el que las encuestas vaticinan que el Partido Popular ya ha alcanzado al PSOE en intención de voto e, incluso, le disputa el primer puesto de celebrarse hoy las generales. La última encuesta privada publicada —de 40dB para Prisa— sitúa a ambos partidos en un empate técnico mejorando las expectativas de los conservadores un mes después de la salida de Pablo Casado y la llegada al partido de Alberto Núñez Feijóo.

En la Moncloa, no obstante, no se plantean un escenario distinto al de agotar la legislatura pese a los apuros vividos la semana pasada para aprobar su plan anticrisis y los nubarrones que se vislumbran. Sánchez está decidido a llegar a diciembre de 2023 de la mano de sus socios habituales, incluido Esquerra.

«Hará las elecciones cuando más le convenga», reconoció Feijóo, que dijo tener «pocas dudas» de que el líder socialista pondrá las urnas cuando crea que el viento demoscópico sopla más a su favor.

Feijóo pide un adelanto electoral ante el «caos» que vive el Gobierno
Comentarios