miércoles 25/5/22

El Gobierno apela a Europa para justificar la reforma penal que favorecería a Junqueras

La vicepresidenta Calvo alega que ha quedado probado que los tipos españoles no están «a la altura» de otros ordenamientos
Marlaska en la toma de posesión de la nueva directora general de la Guardia Civil, María Gámez.

No estaba en el programa electoral con el que el PSOE se presentó a las elecciones del pasado 10 de noviembre ni Pedro Sánchez lo había sugerido siquiera de viva voz hasta el pasado lunes, pero el Gobierno considera ahora que la reforma del Código Penal para rebajar el castigo a los reos de sedición es «necesaria» porque, según alegó ayer la vicepresidenta Carmen Calvo, a lo largo de los últimos meses, se ha podido comprobar que algunos tipos penales españoles «no están a la altura del derecho comparado en la Unión Europea».

El argumento de la número dos del Ejecutivo no dista mucho de las tesis que habitualmente maneja el independentismo para desacreditar a la justicia española ni del planteamiento realizado la semana pasada por Pablo Iglesias, cuando afirmó que «muchos tribunales europeos han quitado la razón a nuestros jueces» y que eso es «una humillación» para España; valoración rebatida por el Consejo General del Poder Judicial en un comunicado que suscribieron de manera unánime todos los miembros (progresistas y conservadores) de su comisión permanente.

La vicepresidenta se refirió en concreto a la polémica resolución del tribunal regional de Schleswing-Holstein que en 2018 denegó la extradición de Carles Puigdemont por rebelión o alternativamente sedición y accedió únicamente a entregarlo para ser juzgado por malversación. Calvo adujo en la Cadena Ser que «hay que acompasar» el ordenamiento jurídico español a sentencias como esa.

En todo caso, lo que vale para Alemania no valdría, por ejemplo, para Bélgica, donde ahora se encuentra Puigdemont. En Europa no hay dos Códigos Penales iguales y Calvo no aclaró cuál considera el Ejecutivo que habría que tener como referente para, supuestamente, evitar en el futuro situaciones similares.

Lo que es evidente, en cambio, es que una modificación a la baja de las penas por sedición beneficiaría directamente al líder de Esquerra, Oriol Junqueras, y a los otros condenados por sedición en el juicio del procés, porque en derecho penal funciona la retroactividad de la norma más favorable al reo. Pero la vicepresidenta se afanó en negar el menor vínculo entre los planes del Gobierno y sus consecuencias directas.

Calvo, apuntó que el asunto se llevará directamente al Congreso de los Diputados. La oposición frontal de la derecha, en todo caso, está cantada.

El Gobierno apela a Europa para justificar la reforma penal que favorecería a Junqueras
Comentarios