martes 24/5/22
Francisco Igea a su llegada a la sede de Cs en Valladolid.

Más de 20.000 afiliados de Ciudadanos están llamados este fin de semana a elegir al sustituto de Albert Rivera al frente de la formación naranja, después de que este dimitiera tras el batacazo electoral de las generales del pasado 10 de noviembre.

La votación telemática comenzó ayer sin incidencias reseñables y con la opción de escoger entre Inés Arrimadas, la gran favorita, el vicepresidente de la Castilla y León, Francisco Igea, que agrupa al principal sector crítico, y la incógnita que representa Ximo Aparici, un militante de base valenciano que logró sacar adelante su candidatura.

En las ocho provincias donde se autorizó, los militantes que previamente lo hayan solicitado podrán votar en las primarias de forma presencial en las mesas habilitadas en las diferentes sedes del partido.

La contienda política se ha ido animando en las últimas semanas después de que la candidata de Arrimadas a las primarias para encabezar las listas del partido a las elecciones de la Xunta de Galicia, Beatriz Pino, superara por solo 16 votos a Manuel Jesús Morgade, la opción respaldada por Igea.

Pese a todo, salvo sorpresa mayúscula, la portavoz parlamentaria de Ciudadanos tiene las de ganar después de haber arrasado la semana pasada en la elección de los compromisarios que participarán en la Asamblea Extraordinaria que marcará el rumbo del partido los próximos 14 y 15 de marzo al conseguir el 78% de los 355 delegados que intervendrán en ella (la participación alcanzó el 51,67%, es decir, 10.702 afiliados).

El equipo de Arrimadas espera que en esta ocasión voten entre 12.000 y 15.000 militantes. Además, están convencidos de que conseguirán «un muy buen resultado». Desde la candidatura de Igea también se muestran «optimistas». Los resultados definitivos se conocerán este domingo por la noche.

Igea y Arrimadas ponen en juego en las urnas de militantes el diseño de Cs
Comentarios