domingo 17/10/21

Illa sostendrá a Aragonès si fallan los apoyos de la CUP y los comunes

La ampliación de El Prat acerca a los socialistas a ERC a un mes de la mesa de diálogo
Salvador Illa escucha a Pere Aragonès. QUIQUE GARCÍA

La tormenta política de verano causada por el anuncio de la ampliación del aeropuerto de El Prat amenaza con sacudir la negociación de los Presupuestos catalanes, los primeros de Pere Aragonès como presidente de la Generalitat, y en última instancia la viabilidad de la legislatura. El enredo es tal que enfrenta a aliados parlamentarios y une a rivales políticos en torno a la causa. Mientras la CUP y los comunes llevan días amenazando con descolgarse de un eventual acuerdo para sacar adelante las cuentas públicas, sobre todo por el impacto ambiental del proyecto, Esquerra ha encontrado en el PSC un potencial aliado.

Los socialistas catalanes ya votaron en contra de las cuentas públicas que aprobó la Generalitat en 2020, que llevaban prorrogándose durante tres años. Pero la situación política no es la misma que el año pasado, con unas elecciones autonómicas y los indultos a los condenados por el ‘procés’ mediante. Además, tanto PSOE como ERC necesitan regresar con el menor ruido exterior posible a la mesa de diálogo, cuya siguiente reunión se celebrará el próximo 13 de septiembre, solo dos días después de la Diada.

En la formación que lidera Salvador Illa están convencidos de que la reforma del aeródromo es una oportunidad para reforzar a Barcelona como una de las grandes capitales del Mediterráneo. Además, saludan la rebaja en la «conflictividad» entre el Gobierno y la Generalitat que, según expresó su portavoz, Alicia Romero, ha traído la batería de acuerdos alcanzados la semana pasada en la Cumbre bilateral. Son conscientes de que su apoyo a Esquerra en los Presupuestos alejaría los postulados más radicales de la CUP y ayudaría a afianzar lo que la portavoz del Ejecutivo, Isabel Rodríguez, ya definió como «el inicio de un camino fructífero».

Sin embargo, ERC no renuncia aún a recuperar a la CUP como muleta de apoyo en las cuentas públicas. La diputada de los antisistema, Dolors Sabater, volvió a advertir este miércoles a Aragonès que la estabilidad de su Govern «está en nuestras manos» y avanzó que se están produciendo «incumplimientos en el acuerdo al que llegaron para facilitar la investidura del republicano».

Las amenazas están calando en Esquerra, que empieza a dudar de la viabilidad ambiental de la ampliación de El Prat. La portavoz de los republicanos, Marta Vilalta, llegó a ceder en que no «sería necesaria» añadir una tercera pista al aeropuerto y bastaría con «mejorar» las infraestructuras ya existentes. Una afirmación que desde la CUP reconocen que les «cuesta creer».

Disputa en Barcelona

El otro frente de la disputa es el Ayuntamiento de Barcelona. El asunto de la ampliación de El Prat se ha sumado a una larga lista de discrepancias que contribuyen a agrietar la relación entre los comunes y el PSC, sellada en 2019 con la renovación de llamado «acuerdo de izquierdas». Un pacto que fue fundamental para que Ada Colau reeditara su mandato como regidora de la Ciudad Condal pese a perder las elecciones municipales frente al candidato de ERC, Ernest Maragall.

Ambos partidos han rozado por la candidatura de la ciudad a los Juegos Olímpicos de Invierno, la creación de una sede del Hermitage en la zona portuaria o las distintas visiones de modelo turístico que ambas formaciones tienen. La ampliación del aeropuerto, que Colau definió como «mentira», es una gota más que amenaza con colmar el vaso.

En la bancada contraria, las situación es distinta. Pese a que en un primer momento desde el PP se rechazó el proyecto al considerarlo un modo de privilegiar a Cataluña frente al resto de comunidades, ahora comulgan con Junts y están convencidos de que es «necesario».

Una postura que también mantiene Ciudadanos con un ligero matiz. «Nos hubiera gustado que las negociaciones entre el Ministerio de Transportes y la Generalitat hubieran sido más transparentes», lamenta el portavoz del partido naranja, Nacho Martín Blanco.

Illa sostendrá a Aragonès si fallan los apoyos de la CUP y los comunes
Comentarios