lunes. 28.11.2022
Aliviados tras 13 días de espera, los familiares de los cinco marineros desaparecidos en el naufragio del Nuevo Pepita Aurora recibieron este martes la noticia de que los buzos estaban preparando la primera inmersión una vez que el pesquero había sido izado hasta los 29 metros. El barco fue remolcado durante toda la noche y se encuentra a una milla de la costa. Los buzos de Salvamento Marítimo estuvieron toda la mañana estudiando «palmo a palmo» las imágenes que los tres robots por control remoto han tomado del barco para comprobar su posición concreta, y ver si hay redes o cables enganchados, según explicó el alcalde de Barbate, Rafael Quirós. Está previsto que durante la tarde los buzos realicen la primera inmersión para «ver lo que hay» y determinar si los cuerpos de cuatro de los marineros están en el interior. Un quinto cuerpo permanece atrapado en el cuarto de baño, como han podido certificar las imágenes tomadas hace unos días. Los robots contratados por Fomento -con capacidad para operar a más de 4.000 metros de profundidad- consiguieron la noche del lunes enganchar con un cable la popa y la proa del Nuevo Pepita Aurora , que fue izado por el buque Don Inda desde los 137 metros hasta una profundidad de 29 metros. Además lo acercó a una milla de la costa, frente a Punta Camarinar (Cádiz). Las maniobras, muy complicadas, han durado toda la noche. | efe

Izan el «Nuevo Pepita Aurora» para que los buzos entren