miércoles 19/5/21

Junqueras pide amparo a la ONU por «amenazas» del Supremo

El presidente de ERC denuncia que se han perjudicado los derechos de todos los presos
Oriol Junqueras en su primera salida de la cárcel de Lledoners.

El presidente de ERC, Oriol Junqueras, preso en la cárcel de Lledoners (Barcelona), ha pedido amparo «urgente» a la ONU y al Consejo de Europa al considerar que «las amenazas del Tribunal Supremo han perjudicado los derechos de todos los presos y ponen en riesgo la lucha contra el coronavirus».

Así lo ha anunciado Junqueras en Twitter, después de que las juntas de tratamiento de las cárceles catalanas denegaran a los presos independentistas un permiso para irse a sus casas, algo que sí permitieron a una quincena de reclusos de segundo grado que tenían salidas amparadas por el artículo 100.2 del reglamento penitenciario.

La Generalitat anunció el martes que estudiaría los resquicios legales para poder acordar el confinamiento domiciliario de presos con el 100.2, pero el Tribunal Supremo advirtió que si se enviaba a casa a los líderes del «procés» los funcionarios de las juntas de tratamiento podrían incurrir en un delito de prevaricación.

Junqueras ha reclamado a la ONU y al Consejo de Europa que «tomen las medidas» oportunas de acuerdo con las «recomendaciones que ellos mismos han hecho» en relación con la situación de otros presos.

En sendas cartas enviadas a estas instancias internacionales, Junqueras denuncia que las «amenazas» del Supremo han conducido, a su entender, a aplicar un «trato discriminatorio» hacia los líderes independentistas encarcelados y otros presos del 100.2, lo que «pone en riesgo» su salud.

Por ello, Oriol Junqueras reclama acciones «urgentes» para evitar estos «abusos» sobre los nueve líderes del «procés» condenados a prisión por el Supremo.

Por su parte, el Síndic de Greuges, Rafael Ribó, ha enviado sendas cartas al presidente de la Generalitat, Quim Torra, y a la consellera de Justicia, Ester Capella, en las que pide que se excarcele a los políticos del ‘procés’ y «al mayor número posible» del resto de internos.

Ribó ha recomendado al Ejecutiuvo catalán «la progresión a tercer grado penitenciario de todas las personas clasificadas en régimen ordinario que disfrutan de la modalidad de vida prevista en el artículo 100.2», lo que incluye a los presos del ‘procés’.

Esta medida debería aplicarse «de manera generalizada y sin incurrir en ningún tipo de discriminación entre las personas internas que reúnen los requisitos, de manera que, como pide el relator y en línea con lo que ha manifestado Michelle Bachelet, debería beneficiar a las nueve personas condenadas por la sentencia del Tribunal Supremo.

Junqueras pide amparo a la ONU por «amenazas» del Supremo