martes. 31.01.2023

Macron y Sánchez pactan un frente común en la UE y crean un ‘eje franco-español’

«La extrema derecha es el nacionalismo y el odio al otro y no se puede transigir con ella», dice el presidente francés
                      El presidente francés, Emmanuel Macron, abraza a Pedro Sánchez durante la ceremonia de firma de acuerdos. ALBERTO ESTÉVEZ
El presidente francés, Emmanuel Macron, abraza a Pedro Sánchez durante la ceremonia de firma de acuerdos. ALBERTO ESTÉVEZ

El Tratado de Amistad y Cooperación sellado ayer por España y Francia contempla intensificar los contactos entre ambos países para buscar un «frente común» en la Unión Europea y las relaciones internacionales, con relación constante entre ambos Gobiernos e incluso ‘intercambios’ periódicos en los respectivos Consejos de Ministros.

El documento fue firmado por los presidentes Pedro Sánchez y Emmanuel Macron durante la XVIII Cumbre Hispano-Francesa en Barcelona, quienes pusieron en valor lo «histórico» del momento, ya que es el primer tratado de este tipo pese a la intensidad de la relación bilateral. Según Macron, había que solucionar esta «anomalía».

El tratado incluye diversos mecanismos para reforzar la cooperación, como la celebración anual de cumbres bilaterales o contactos entre los distintos ministerios. También, el Tratado recoge que un miembro del Gobierno de una de las partes será invitado al Consejo de Ministros de la otra parte, al menos una vez cada tres meses y por rotación.

Una parte importante está centrada en la Unión Europea, donde ambos países se comprometen a mantener una «concertación estrecha» sobre los temas comunitarios y el proceso de ampliación de la Unión Europea.

«Tanto a nivel político como de altos funcionarios, las partes se consultarán regularmente antes de las grandes decisiones europeas sobre temas de interés común, con el fin de tratar de establecer posiciones comunes y de impulsarlas conjuntamente», reza el documento.

En política exterior, España y Francia acuerdan que su red diplomacia comparta análisis para promover intereses comunes en regiones como el Mediterráneo y Africa, además de la necesidad de profundizar los vínculos con América Latina y el Caribe.

Apostaron por una defensa europea «más fuerte» y una cooperación también en el ámbito industrial para alcanzar la interoperabilidad de sus Fuerzas Armadas, con proyectos comunes. Ambos gobiernos se comprometen a promover «vías legales de migración, integración e inclusión social de los migrantes regulares». Sus ministros de Exteriores e Interior se reunirán de forma periódica para «abordar la dimensión exterior» de la migración. El texto también contempla «el despliegue, llegado el caso, de unidades operacionales binacionales» así como «la realización de operaciones comunes o conjuntas para la lucha contra las redes de tráfico de personas».

Macron hizo una férrea denuncia de lo que representa a día de hoy la extrema derecha en Europa, «el nacionalismo y el odio al otro» y dejó claro que ante ello no se puede transigir porque la democracia y el Estado de derecho están en juego. Sostuvo que la extrema derecha no es una realidad política como las otras pero algunos «por pragmatismo y otros por debilidad» no parecen verlo. «La extrema derecha es el nacionalismo no el patriotismo» y «el odio al otro para poder existir uno mismo». «Yo soy patriota y europeo y para ser patriota francés no tengo que hacer la guerra a Alemania o España», dijo.

Macron y Sánchez pactan un frente común en la UE y crean un ‘eje franco-español’
Comentarios