jueves 13/8/20

Podemos tensa la relación con el PSOE al apoyar que se investigue al rey emérito

El partido de Iglesias quiere que don Juan Carlos acuda al Congreso para que explique sus negocios tras la abdicación
El portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique. BALLESTEROS
El portavoz de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique. BALLESTEROS

En las predicciones sobre las piedras que el Gobierno de coalición encontraría en su camino, una apuesta segura era la Corona. Tanto que el PSOE y Unidas Podemos quisieron dejar por escrito en sus capitulaciones matrimoniales que podrían discrepar en los asuntos concernientes a la Monarquía sin que la amenaza de crisis sobrevolase sobre sus cabezas. Pero el empeño en estos cinco meses de la formación de Pablo Iglesias para que el Congreso investigue las actividades financieras de Juan Carlos I han avivado las tensiones entre los dos socios. Hasta en tres ocasiones desde su llegada al Ejecutivo -la última hoy-, los morados han solicitado la creación de una comisión parlamentaria cuyo plato fuerte sea la comparecencia del rey emérito en la Cámara. Un asunto que incomoda a los socialistas, que siempre se han negado a indagar sobre los negocios que pudo hacer don Juan Carlos durante el periodo en que ocupó la Jefatura del Estado.

Pero ninguna de las iniciativas anteriores sobre el mismo asunto consiguieron sortear el veto de la Mesa de la Cámara baja. El órgano parlamentario se apoyó en los informes jurídicos que argumentan la "inviolabilidad" del monarca, recogida en el artículo 56.3 de la Carta Magna, para declarar que las Cortes no pueden contravenir este principio. La propia Fiscalía General del Estado señaló que esa inviolabilidad del rey emérito afecta a toda su actividad hasta la abdicación. Es decir, no es posible investigar en los tribunales las comisiones del AVE saudí porque se produjeron en ese periodo.

Para intentar pasar el filtro esta vez y que, al menos, el debate llegue al pleno, Unidas Podemos ha elaborado una propuesta de investigación que se enmarca solo en las actividades desarrolladas por Juan Carlos I a partir de junio de 2014, cuando dejó de ser jefe del Estado. "Hemos realizado una labor intensa de estudio de los precedentes de las decisiones de la Mesa y de la jurisprudencia existente para maximizar las probabilidades de que esta comisión puede ser calificada", señaló hoy el portavoz morado, Pablo Echenique.

En su cambio de estrategia, el grupo confederal ha optado por plantear el asunto como una comisión sobre un tema de interés general que va más allá de las "actividades corruptas" del rey emérito y poner el foco en las "relaciones diplomáticas y comerciales" entre España y Arabia Saudí, su vínculo con instituciones y empresas españolas y sus efectos sobre el erario público. "Un planteamiento de máximos para investigar al jefe del Estado -reconoció Echenique- ya sabemos el resultado que tendrá".

Unidas Podemos sostiene además que lo presuntamente ocurrido durante la construcción del AVE que une las ciudades de Medina y La Meca afecta al "interés general" y pone el ejemplo de varias comisiones de investigación anteriores, como la de la financiación ilegal del PP, la del accidente de Spanair o la del tren Alvia. "La ciudadanía tiene derecho a la información necesaria para poder elaborar una crítica ponderada y las instituciones el deber de investigar, de determinar las responsabilidades que se deriven de tales hechos y de proponer e implementar medidas que eviten que se repitan en el futuro", se recoge en el texto.

Respeto mutuo

La propuesta, que cuenta con el apoyo de los grupos nacionalistas e independentistas de la Cámara y de Más País, no saldrá adelante sin el apoyo del PSOE. En esta legislatura, la Mesa del Congreso está conformada por tres socialistas, tres miembros de Unidas Podemos; dos del PP y uno de Vox, con lo que necesitan sí o sí a sus socios de Gobierno. Sin embargo, en las filas moradas no hay muchas expectativas de que el PSOE cambie de criterio y apoye su propuesta. "A nadie se le escapa -admitió Echenique- que tenemos posiciones diferentes, pero creo que hemos sabido mantenerlas desde el respeto mutuo". El portavoz de Unidas Podemos comunicó a Adriana Lastra su intención de registrar una iniciativa de comisión de investigación sobre las finanzas del rey emérito. Ni la portavoz socialista le pidió que no lo hiciera ni Echenique le reclamó el apoyo. "Se pueden tener socios y no es necesario pensar lo mismo y estar de acuerdo en todos los puntos", admitió el diputado morado, que pese a las fisuras evidentes aseguró que "el Gobierno está fuerte".

El PSOE esperará a que los servicios jurídicos del Congreso se pronuncien de nuevo para fijar su posición, aunque consideran que las responsabilidades del rey emérito y la posibilidad de que percibiera comisiones en Suiza no deben dirimirse en el Parlamento. "La justicia -recuerdan- está para juzgar los hechos presuntamente ilícitos de cualquier ciudadano".

Podemos tensa la relación con el PSOE al apoyar que se investigue al rey emérito