jueves 22/10/20

El PP pide que el Congreso investigue la presunta financiación ilegal de Podemos

La formación de Pablo Casado quiere que Pedro Sánchez aclare si está dispuesto a gobernar a «cualquier precio»
El vicepresidente segundo del Gobierno y líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, en una imagen de archivo. CHEMA MOYA

La portavoz del grupo parlamentario del PP en el Congreso, Cuca Gamarra, reveló ayer que su formación ha registrado ya la solicitud de una comisión de investigación en el Congreso que analice la financiación de Unidas Podemos, un gesto con el que la formación de Pablo Casado busca que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, «se retrate».

Así lo anunció Gamarra en una entrevista en La Razón, en la que añade sobre su primera decisión como portavoz del grupo: «Si Podemos no tiene nada que ocultar, no tendrá inconveniente en que esa comisión de investigación se desarrolle en el Congreso. Si Podemos la quiere bloquear, el PSOE tendrá que demostrar si está dispuesto a estar en el poder a cualquier precio o si está dispuesto a que se investigue lo que su socio ha hecho en relación a la turbia financiación que se está descubriendo y que los tribunales ya están investigando».

El PP pide analizar en una comisión de investigación de seis meses de duración las cuentas de Unidas Podemos para estudiar si se han dotado de fondos opacos con adjudicaciones irregulares de contratos u otros cauces de financiación al margen de la ley, y dirimir si de esas prácticas se pueden derivar incumplimientos.

La petición se registró el viernes, el mismo día en que se conoció que la Fiscalía del Tribunal de Cuentas detectó indicios de responsabilidad penal en las cuentas electorales de Podemos en relación con los comicios de abril de 2019.

Un frente que se suma al que abrió en julio el juez de instrucción número 42 de Madrid, que ha imputado a Podemos en la causa abierta por malversación y administración desleal tras la denuncia del exabogado de la formación José Manuel Calvente, que expuso sus dudas sobre la legalidad de contratos de la campaña electoral, las obras en la nueva sede de la formación, la gestión de la «Caja de Solidaridad» del partido así como los salarios.

En la petición registrada en el Congreso, el PP asegura que la financiación de Podemos «arrastra desde su origen sombras de sospecha tanto por la falta de transparencia del mecanismo de crowfunding con el que dice financiarse como por sus públicas conexiones con dictaduras internacionales».

Al Partido Popular le llama la atención que esas sombras se ciernan ahora sobre el secretario general del partido y vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, y añade que «las causas judiciales se resolverán», pero las responsabilidades políticas deben dirimirse en el Congreso.

«Dilucidar y asumir responsabilidades políticas refuerza la confianza ciudadana en el buen funcionamiento de las instituciones», asegura la portavoz del grupo parlamentario del PP.

Álvarez de Toledo

Por otro lado, la nueva portavoz del PP en el Congreso considera que es «una decisión personal» la que debe tomar su predecesora, Cayetana Álvarez de Toledo, sobre si se mantiene como diputada o renuncia al acta. «Yo, como buena demócrata, la respeto. Se trata de que aquel que tiene que tomar esa decisión personal la ejerza con libertad», añade.

«Si Cayetana decide continuar será bienvenida y podremos trabajar juntas», añade Cuca Gamarra, que se define a sí misma como «una mujer de centro y liberal, con sensibilidad para saber que las políticas económicas han de resolver, desde el ámbito social, las preocupaciones de los ciudadanos».

El PP pide que el Congreso investigue la presunta financiación ilegal de Podemos