martes. 31.01.2023

El Pleno del Congreso ha rechazado las cinco enmiendas de totalidad con texto alternativo registradas por PP, Vox, Ciudadanos, Junts y la CUP a la proposición de ley del PSOE y Podemos que pone fin al delito de sedición por el que fueron condenados los líderes del ‘procés’ independentista catalán.

Durante la defensa de la enmienda a la totalidad del PP —que ha encontrado apoyo en Vox, Cs, Foro Asturias, Navarra Suma, el Partido Regionalista de Cantabria y Coalición Canaria—, el secretario general del Grupo Popular, Carlos Rojas, ha indicado que el Ejecutivo socialista se ha visto retratado porque el delito de sedición solo genera problemas para los condenados, «los socios parlamentarios de este Gobierno», en alusión a ERC. Y ha advertido de que cuando el PP vuelva a gobernar, «el delito de sedición volverá al Código Penal». Rojas afea al Gobierno que tenga prisa para derogar el delito de sedición, pero no para rectificar la conocida como ley del ‘sólo sí es sí’, y ha apuntado que realmente esta derogación es «el pago al independentismo» porque, beneficiando a los separatistas, logran su apoyo. «Su crédito con los españoles ya ha finalizado», ha advertido.

También ha aprovechado para criticar que el Gobierno designe para el Tribunal Constitucional a quien firmó los indultos de los independentistas cuando era ministro de Justicia, Juan Carlos Campo. «Es inaceptable, ¿qué garantía de imparcialidad tendrán los recursos que lleguen?», se ha preguntado. En ese sentido, se ha preguntado si el siguiente paso será que Sánchez se postule como presidente del TC.

La propuesta del PP era dejar igual las penas previstas actualmente por sedición; añadir como delito la convocatoria ilegal de referendos --algo que Rojas ha recordado que defendía el PSOE en la última campaña electoral--; y castigar con prisión permanente revisable a los condenados por asesinato que además oculten el cadáver.

El texto alternativo de Ciudadanos ha sido respaldado por Vox, Navarra Suma, Foro Asturias y Coalición Canaria, pero ha recabado la abstención del PP, que ha hecho lo mismo ante la propuesta de Vox, rechazada por Ciudadanos. La presidenta de la formación ‘naranja’, Inés Arrimadas, ha calificado de infamia la derogación y ha asegurado que, con esta reforma, el Ejecutivo se «arrodilla» ante los independentistas que en 2017 llevaron a cabo «un golpe de estado».

Al hilo, ha acusado a Pedro Sánchez de «deslegitimar a los jueces para que los separatistas cuando vayan a Europa tengan un poco mas de comprensión». «Sánchez es el mejor conseller de Acción Exterior», ha llegado a decir.

Rechazadas las enmiendas para derogar la sedición
Comentarios