miércoles. 07.12.2022
                      Los reyes junto al presidente italiano y su hija. BALLESTEROS
Los reyes junto al presidente italiano y su hija. BALLESTEROS

Los reyes comienzan mañana su visita de Estado a Suecia, la primera al país escandinavo desde que en 1979 estuvieron don Juan Carlos y doña Sofía, con el objetivo de dar un salto en la relación entre ambos países, en particular en la comercial y empresarial, y de reforzar la colaboración en materia de innovación y de transición ecológica.

Carlos XVI Gustavo y la reina Silvia, junto a la princesa heredera Victoria y otros miembros de la familia real sueca, les darán la bienvenida oficial el miércoles por la mañana, si bien, tras su llegada a Estocolmo, don Felipe y doña Letizia abrirán su agenda con un encuentro en la embajada con la comunidad española.

Durante dos días, los reyes tendrán una apretada agenda que incluye contactos institucionales, un foro empresarial y visitas a centros de investigación y culturales, todo ello concentrado en la capital del país nórdico.

El viaje de Estado estaba previsto en septiembre del pasado año, pero la pandemia obligó a aplazarlo.

A pesar de la «intensa» relación personal que mantienen ambas casas reales, como apuntan fuentes del Palacio de la Zarzuela, el intercambio de visitas ha sido escaso desde la proclamación de Felipe VI. Como príncipes, don Felipe y doña Letizia estuvieron en Estocolmo para inaugurar el Instituto Cervantes en abril de 2005 y asistieron a la boda de la princesa Victoria en junio de 2010.

La visita más reciente la protagonizaron los reyes Juan Carlos y Sofía en abril de 2016, cuando asistieron a las celebraciones por el 70 aniversario del monarca sueco, quien lleva 48 años en el trono, el segundo reinado más largo en Europa por detrás de los 69 años que lleva Isabel II. El objetivo de la visita de los reyes es consolidar y ampliar las «excelentes» relaciones que España mantiene con Suecia, según fuentes del Gobierno.

A pesar de la distancia geográfica, el Ejecutivo destaca que ambos países tienen muchos puntos en común por su apuesta por las energías renovables, la digitalización, la innovación y la igualdad de género.

Además de ser uno de los países con mayor calidad de vida, Suecia encabeza la clasificación europea en cuanto a desarrollo tecnológico y se ha marcado como reto ser la primera nación que prescinda de los combustibles fósiles en 2045.

Los reyes viajan a Suecia para profundizar en innovación
Comentarios