lunes 21.10.2019

Rifirrafe de los Quer: «Mientes, mi padre no ha intentado atropellarte»

Rifirrafe de los Quer: «Mientes, mi padre no  ha intentado atropellarte»

EFE | MADRID


Juan Carlos Quer, padre de la joven Diana Quer asesinada en Galicia en 2016, quedó ayer en libertad sin medidas cautelares después de pasar a disposición del Juzgado de Primera Instancia de la localidad madrileña de Majadahonda tras ser denunciado por malos tratos por su exmujer.


Diana López-Pinel presentó el martes por la noche una denuncia en dependencias de la Guardia Civil en la que acusaba a su exmarido de haberla golpeado en el pómulo, de lesiones en la muñeca y de intento de atropello.


Según la denunciante, los hechos tuvieron lugar a las tres de la tarde del martes en el garaje de la casa de Quer en Las Rozas durante una acalorada discusión sobre los numerosos litigios judiciales que tienen pendientes y en vísperas del juicio por el asesinato de Diana, que tendrán lugar en La Coruña a finales de este mes.


Aunque la magistrada rechazó las medidas cautelares solicitadas, el detenido seguirá investigado por la justicia ordinaria (no de violencia de género) por la supuesta comisión de un delito de lesiones.


Quer negó en todo momento haber tratado de atropellar a su exmujer y aseguró que la denuncia, como otras anteriores, es falsa. Quer, antes de su arresto, denunció por injurias y calumnias a su exmujer


El enfrentamiento familiar no acabó ahí ayer. Diana López-Pinel y Valeria Quer, madre y hermana de Diana, se enzarzaron ante las puertas de un juzgado de Majadahonda y delante de los medios de comunicación. Valería Quer, a gritos, acusó a su madre de mentir en sus acusaciones contra su progenitor. «Mientes, mi padre no ha intentado atropellarte», dijo a gritos mientras su novio y un guardia civil trataban de retenerla.


La madre, por su parte, insitió en que su hija obraba «manipulada» por su padre.

Rifirrafe de los Quer: «Mientes, mi padre no ha intentado atropellarte»