lunes 21/9/20
Tras nueve días de su marcha

Sánchez deriva a la Zarzuela el revelar el paradero del rey emérito

El presidente del Gobierno asegura estar dispuesto a negociar la ampliación de los Erte
El rey Felipe en el Palacio de Marivent durante la audiencia al presidente Pedro Sánchez. BALLESTEROS
El rey Felipe en el Palacio de Marivent durante la audiencia al presidente Pedro Sánchez. BALLESTEROS

Pedro Sánchez cree que deben ser la Casa Real -o el propio don Juan Carlos- la que desvele el paradero del emérito, que aún se desconoce de forma oficial nueve días después de trascender que ha abandonado el país. Guardar silencio sobre dónde se encuentra forma parte de las condiciones que puso el anterior monarca para aceptar su marcha forzada y el presidente del Gobierno no va a romper este acuerdo. El pasado martes, en su última comparecencia del curso político tras el Consejo de Ministros, el líder socialista dijo primero que desconocía dónde estaba don Juan Carlos, y después que a quien correspondía decirlo era a la Casa del Rey, que hasta ahora señala que pertenece al ámbito de su «vida privada».

Una vez jubilado y sin asignación pública, el padre de Felipe VI es un ciudadano más a ojos de la Zarzuela y, como tal, debe ser él mismo quien desvele su lugar de residencia. Este miércoles, el jefe del Ejecutivo pasó de puntillas sobre este «asunto» durante su visita relámpago a Palma. Era el primer encuentro oficial entre don Felipe y Sánchez tras la salida del emérito.

Ante las preguntas de los periodistas, Sánchez no negó haber abordado la crisis institucional con el rey durante su reunión en Marivent. Pero se escudó en que «las cuestiones de despacho se quedan en el despacho» para no revelar esa información. «Las conversaciones con el jefe del Estado permanecen en la confidencialidad debida. Somos instituciones distintas», zanjó.

El jefe del Ejecutivo destacó además que, en un momento «extraordinariamente complejo» por la emergencia sanitaria y económica derivada de la pandemia, España necesita «estabilidad institucional». «Cuanto más adversa es la situación -remarcó-, más importante es el normal funcionamiento de las instituciones públicas».

Negociación

El presidente Sánchez aseguró ayer que el Ejecutivo tiene la máxima disponibilidad para negociar con los agentes sociales un acuerdo que permita la prolongación de los Erte en el sector del turismo.

Sánchez, en su comparecencia ante los periodistas tras la reunión con el rey y al plantearle si habrá esa prórroga de los expedientes de regulación temporal de empleo, resaltó la labor de su Ejecutivo para ofrecer alternativas distintas al despido ante una crisis como la actual.

En ese contexto enmarcó los Erte y recordó que el Gobierno está hablando con los agentes sociales y que varios ministros se han manifestado ya sobre este asunto.

Uno de ellos, el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, aseguró la pasada semana en Palma que el Gobierno contempla prolongar más allá del 30 de septiembre los Erte ante el impacto del coronavirus en el turismo y mantener prestaciones y bonificaciones específicas para los fijos discontinuos del sector.

«Nuestra voluntad es, claramente, proteger el empleo en un sector que se ha visto dañado no por falta de competitividad, sino como consecuencia de una pandemia», subrayó Sánchez antes de recalcar la «máxima disponibilidad» del Ejecutivo a dialogar con empresarios y sindicatos para lograr un acuerdo.

Además, confió en que ese acuerdo, junto a los avances de la ciencia con el objetivo de lograr una vacuna contra el coronavirus, vayan despejando dudas de los ciudadanos españoles.

Petición de Armengol

La presidenta del Govern, Francina Armengol, expresó ayer al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, la necesidad de que Baleares pueda tener «una financiación extraordinaria también a través de los fondos europeos» para la recuperación económica de las islas, como la comunidad más afectada por la crisis del Covid por su dependencia del turismo.

Armengol volvió a pedir a Sánchez más controles sanitarios en los puertos y aeropuertos, para todas las llegadas a las islas, no solo las internacionales, explicó en una rueda de prensa tras una reunión de hora y media con Sánchez en la sede del Govern en el Consolat de Mar, después del despacho de verano del presidente con el rey Felipe VI en Marivent.

La presidenta ofreció de nuevo a Sánchez que el Govern asuma esos controles, de toma de temperatura y realización de cuestionarios de salud, como «un plus de seguridad» y pidió también al presidente que el Gobierno acelere los procesos tecnológicos necesarios para que las comunidades puedan conectarse y empezar a utilizar la aplicación de móvil del Covid.

Armengol explicó que la disposición de fondos europeos irá por proyectos estratégicos, lo que coincide con el planteamiento del Govern de impulsar la eficiencia energética, el cumplimiento de la agenda 2030 con proyectos del ciclo del agua, de la movilidad eléctrica y sostenibilidad, la digitalización de la administración autonómica y la recuperación de entornos urbanos.

Sánchez deriva a la Zarzuela el revelar el paradero del rey emérito