miércoles. 06.07.2022

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, defendió ayer la reforma laboral aprobada in extremis por el Congreso de los Diputados y aseguró que «el cambio radical» en los modelos de contratación permitirá reducir la temporalidad hasta diez puntos en solo un año. «Es la primera reforma desde los años 80 que restaura el contrato indefinido como el normal. Pasamos de casi 40 modalidades de contratación a seis y, seguramente, el año que viene habremos pasado del 25% de temporalidad actual al 15%. Estamos hablando de algo revolucionario», subrayó el líder de UGT en un acto celebrado en Ponferrada para presentar a los afiliados los cambios legislativos en material laboral.

Álvarez también hizo hincapié en la recuperación del carácter indefinido de los convenios colectivos y en que el convenio del sector prevalezca sobre el de la empresa. Es —dijo— «un instrumento importantísimo para la subida de los salarios». La normalización de los ertes fue el otro punto destacado por el sindicalista, que no pasó por alto lo vivido el jueves en el Congreso tras el error en el voto telemático de un diputado del PP que permitió sacar adelante el real decreto ley.

«He sentido profunda tristeza y vergüenza. Ha sido un espectáculo lamentable», afirmó Pepe Álvarez, que denunció un «intento de tamayazo» y calificó el error del diputado del PP de «justicia divina», ya que este partido «buscó dos diputados de otra formación (UPN) para intentar variar lo que debería haberse aprobado por mayoría absoluta, pues cuenta con el respaldo de las organizaciones empresariales y sindicales», dijo.

UGT asegura que la temporalidad se recortará diez puntos en un año
Comentarios