martes 24.09.2019

Un tesoro por descubrir

l Reino de Cordelia publica la edición más completa de ‘La isla del tesoro’, ilustrada por Gallego.
Un tesoro por descubrir

Una isla, un tesoro y unos piratas. Aunque la historia pueda sonar a paraíso fiscal y evasores de impuestos, en realidad se trata del clásico de Robert Louis Stevenson ‘La isla del tesoro’, ilustrado ahora por el genial Gallego —la media naranja periodística de Rey—. Una tarea muy arriesgada, teniendo en cuenta que ya lo intentaron antes algunos de los mejores dibujantes, desde Howard Pyle a Ralph Steadman, pasando por Robert Ingpen y N.C. Wyeth.

La editorial Reino de Cordelia, que dirige el leonés Jesús Egido, acaba de publicar la edición anotada más completa de este texto imprescindible. El libro, con medio centenar de impresionantes ilustraciones, cuenta con un mapa que detalla la ubicación exacta del tesoro. Las primeras páginas las abre un glosario náutico, para no perderse entre botavaras, espeques, ballestrinques y lugres.

Pollux Hernúñez explica en el prólogo que una nueva traducción —misión de la que se ha encargado él— era un viejo empeño suyo, así como del editor y el ilustrador. Hernúñez ha respetado la terminología marinera y el habla de los personajes con sus registros: los buenos hablan correctamente y los malos son vulgares.

Stevenson, que falleció a los 44 años en la islas de Samoa, creó una de las más fascinantes novelas de aventuras, que vio la luz por entregas en la revista juvenil ‘Young Folks’. Quizá por ello, desde entonces ha sido encasillada como novela una juvenil cuando en realidad el escritor escocés no restringió su pluma a un sector concreto de lectores.

Las peripecias de Jim Hawkins, del capitán Smollet, de Long John Silver y el resto de los tripulantes de la Hispaniola los relata el joven protagonista desde la llegada del capital Bill Bones a la posada del Almirante Benbow con un baúl en el que guarda el mapa de la Isla del Tesoro, escondido por el capitán Flint y sus hombres. Hawkins entrega el plano al doctor Livesey al acomodado señor Trelawney, quienes fletarán la goleta Hispaniola, comandada por el capital Smollet, con el propósito de rescatar el botín pirata. Sin embargo, entre la tripulación viajarán infiltrados algunos hombres de Flint, capitaneados por el cocinero John Silver ‘El Largo’.

Stevenson tenía 30 años cuando comenzó a escribir el libro. Estaba de vacaciones en las Tierras Altas escocesas. Su hijastro Lloyd Osbourne, recordando aquella época escribiría años más tarde: «A los tres días de dibujar el mapa, Stevenson había escrito los tres primeros capítulos. Iba leyendo cada uno en voz alta a su familia que le hacía sugerencias. Lloyd insistió en que no hubiera mujeres en la historia. El padre de Stevenson se divertía como un niño con la historia y pasó un día escribiendo el contenido exacto del cofre marino de Billy Bones, que Stevenson adoptaría palabra por palabra». Y entre todos hicieron una obra maestra.

JOSÉ MARÍA GALLEGO

Es uno de los grandes dibujantes españoles, muy popular por las tiras humorísticas que desde hace 35 años p ublica en prensa junto a Julio Rey, actualmente en ‘El Mundo’. Su dibujo es limpio y es un maestro de la caricatura.

Un tesoro por descubrir
Más en esta seccion
Comentarios