viernes. 03.02.2023
Estados Unidos inicia hoy el polémico proceso de fichar, con fotos y huellas dactilares electrónicas, a los extranjeros que lleguen al país, en el marco de un complejo sistema de seguridad nacional. El programa, llamado en inglés «US Visit» y para el cual se destinaron 330 millones de dólares para este año fiscal, quiere fortalecer la seguridad y no ahuyentar a los turistas ni impedir el flujo legítimo de bienes y personas, según el Departamento de Seguridad Nacional (DHS). El mensaje para la comunidad internacional es que «EEUU quiere seguir siendo una nación acogedora», dijo recientemente el subsecretario para Seguridad del Transporte y Fronteras, Asa Hutchinson. «Queremos reforzar la seguridad y la integridad de nuestro sistema de inmigración», manifestó Hutchinson al explicar en diciembre los detalles del programa, que afectará cada año a unas 26 millones de personas. El programa está dirigido a los extranjeros que llegan al país con visados de estudiante, turismo o negocios, y su primera fase entrará en vigor en 115 aeropuertos y 14 puertos marítimos del país. Después será ampliado a todos los puntos de entrada -aéreos, marítimos y terrestres-, como parte de los esfuerzos por registrar las entradas y salidas de todos los viajeros extranjeros. Sin escrutinio Los ciudadanos de 27 países, entre ellos Europa Occidental, Canadá, Japón y Australia, que no requieren visados para estancias de turismo o negocios inferiores a 90 días, no estarían sujetos a someterse a este escrutinio. Los visitantes serán sometidos además a los interrogatorios de rigor del inspector de aduanas sobre el motivo y la duración de su visita. Se calcula que unos 23 millones de personas serán sometidos a esta investigación cada año. Toda esa información será cotejada con una base de datos sobre presuntos terroristas y si la computadora no arroja alguna advertencia o detecta algún problema migratorio del visitante, las autoridades le permitirán el paso. Estados Unidos está convencido de que este programa frenará el paso de posibles terroristas porque el sistema detectará cuando alguien intente entrar con documentos falsificados. Además, la base de datos ha ido acumulando en los últimos años, con la ayuda de las Fuerzas Armadas de EEUU y de los gobiernos extranjeros, las huellas dactilares de extremistas y terroristas. El sistema también incluye datos sobre todas las infracciones migratorias de los extranjeros, lo que permite saber inmediatamente más datos sobre el visitante.

EE.UU. inicia hoy el fichado con huellas de los visitantes extranjeros
Comentarios