jueves. 01.12.2022
                      Un niño, en la cocina de su nueva casa. ACACIO
Un niño, en la cocina de su nueva casa. ACACIO

Diecisiete ciudadanos ucranianos han llegado esta tarde a Sahagún en un autobús fletado por el Ayuntamiento huyendo del horror de la guerra que la invasión rusa ha desatado en su país. Doce de ellos se quedarán en Sahagún y otros cinco han partido para Herrera de Pisuerga, en Palencia. Todos ellos recibieron la bienvenida a la villa después de varios días de gestiones y mucho trabajo. Una familia compuesta por un matrimonio con dos hijas y tres nietos serán quienes se quedarán definitivamente en Sahagún, donde serán empadronados. Ya han tomado posesión de su nueva vivienda, una residencia de dos plantas que ya está provista de alimentos y enseres para comenzar una nueva vida. De hecho, una de las hijas es fisioterapeuta y espera poder ejercer su profesión en la villa. Las dificultades con el idioma han sido superadas gracias a la colaboración de varios vecinos procedentes de la región. Mañana, una vez acomodados, está previsto que los nuevos vecinos realicen acompañados un recorrido por la localidad para conocer las calles del que es ya su nuevo hogar.

En Sahagún se han quedado, de forma temporal, otras cinco chicas procedentes de Ucrania, que esperarán a poder ser trasladadas a Italia, donde cuentan con varios familiares.

Una familia ucraniana encuentra un nuevo hogar en Sahagún
Comentarios