jueves. 26.01.2023
Lo que hicieron los países del Este de Europa desgajados de la influencia soviética a comienzos de los 90 o, como en el caso de los estados bálticos, independizados tras medio siglo de sumisión al Kremlin, lo acaba de hacer Ucrania. Su nuevo presidente, Víktor Yúshenko, quien ayer tomó posesión de su cargo en una entrañable ceremonia con doble escenario, el Parlamento y la plaza de la Independencia, dijo ante una multitud de más de 300.000 personas que «nuestro sitio está en la Unión Europea. Los estándares europeos deber ser norma de vida para nuestro pueblo». Yúshenko dejó hoy bien claro que la referencia para Ucrania debe ser Europa. «No somos la periferia de Europa, estamos en su centro», afirmó. Para el recién investido jefe del Estado ucraniano, «la libertad de palabra así como la independencia de la Justicia y los medios de comunicación deben ser atributos inalienables» de la nueva Ucrania.

El giro definitivo hacia Europa
Comentarios