miércoles. 01.02.2023
Un joven palestino saca varios de sus objetos personales de su casa

gaza

Decenas de miles de personas han abandonado sus viviendas en Gaza para buscar refugio en escuelas y casas de amigos o familiares ante el avance de las tropas israelíes y la imposibilidad de abandonar la cercada y pequeña franja palestina.

«Sentimos a cada momento que vamos a morir», explica Abu Ibrahim Al Hissi bajo el sonido de los bombardeos en una escuela regentada por la agencia de la ONU para los refugiados palestinos, la UNRWA, en Shati, en Gaza capital.

Abu Ibrahim se aloja allí con su familia porque un tanque israelí destrozó hace seis días su casa en el campo de refugiados de Beit Lahiya, en el norte de la franja.

Como él, otros 28.000 palestinos han buscado cobijo en alguno de los 36 refugios de emergencias habilitados por la UNRWA desde que Israel comenzase el pasado 27 de diciembre su operación «Plomo Fundido» en Gaza, explica Francesc Claret, portavoz de esta agencia de Naciones Unidas.

Acogidas

Los centros de la UNRWA sólo acogen, sin embargo, a un tercio de los más de 80.000 palestinos -”la mitad de ellos niños-” que han abandonado su hogar durante la ofensiva, en la que más de novecientos palestinos muertos y 4.100 han resultado heridos, según cálculos de ONG locales.

Muchos se han mudado a casa de algún amigo o familiar, en una prueba de que en los territorios palestinos las redes de solidaridad juegan un papel fundamental en los momentos difíciles.

«La cifra real es muy difícil de saber, pero probablemente sea bastante superior, pues mucha gente no comunica sus movimientos», precisa Claret.

Miles de palestinos buscan un lugar seguro en la ratonera de la franja
Comentarios