domingo. 04.12.2022

Rusia reemplazó ayer a su militar de mayor rango a cargo de la logística de la campaña bélica en Ucrania cuando se cumplen siete meses de la guerra en el país vecino sin que el Kremlin haya logrado sus objetivos, que ahora pretende lograr con una movilización parcial y referendos de anexión.

El general Dmitri Bulgákov fue relevado de su cargo de viceministro de Defensa de Rusia debido a que recibió otro destino», señaló escuetamente el Ministerio de Defensa. En su lugar fue designado el general coronel Mijaíl Mizíntsev, hasta ahora jefe del Centro de Control de Defensa Nacional de la Federación Rusa y quien fue el encargado de «dirigir personalmente» el asedio a la ciudad portuaria de Mariúpol, según Ucrania.

Los medios occidentales le bautizaron por ello como el «carnicero de Mariúpol». Esta destitución sigue a varias otras que el Kremlin acometió en los últimos meses de altos cargos al frente de la intervención bélica en Ucrania, según la inteligencia británica y centros de análisis como el Instituto para el Estudio de la Guerra.

En los últimos siete meses Occidente ha destacado los problemas logísticos y de abastecimiento que sufre el Ejército ruso, tanto en material bélico como en el envío de refuerzos al frente.

Esta dificultad se agravó cuando Ucrania comenzó a recibir de EEUU y Europa armas de mayor alcance.

Rusia destituye al general encargado de logística bélica
Comentarios